15 de abril de 2014 / 09:05 p.m.

México.- La falta de previsión y una mala planeación generan el 70 por ciento de los problemas legales de las Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes) del país, aseguró el rector del Colegio Jurista, Jorge Manrique.

De acuerdo con el experto, los litigios por cualquier tipo de imprevisto, como robo, siniestro o demanda laboral, entre otros, pueden ocasionar que las Pymes pierdan hasta el 10 por ciento del total de sus ventas, e incluso llevarlas a bancarrota.

Sin embargo, el colegio informó en un comunicado que contar con una abogado de planta podría resultar un gasto excesivo para una Pyme, por lo que una alternativa podría ser analizar los servicios legales de terciarización con un profesionista independiente o una firma, sobre todo para “vacunar” a la compañía contra cualquier incidente.

Destacó que una de las acciones que las pymes deben considerar para mantenerse lejos de los tribunales es adquirir un seguro contra robos o cualquier tipo de siniestro al que estén expuestas sus instalaciones.

Además de vigilar que los contratos de la compañía estén adaptados al tipo de operaciones que realiza, de lo contrario podría sufrir diversos problemas, como la cancelación de sus actividades.

También deben asegurarse de tener en regla los trámites y permisos correspondientes a su negocio, como un Acta Constitutiva, inscripción en el Registro Federal de Contribuyentes, solicitud de Uso de Suelo y registro ante el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Resaltó que las compañías tienen que contar además con la asesoría de expertos para evitar problemas y generar nuevas propuestas de negocios, así como pagar sus impuestos, luego de que el 24 por ciento de las pymes dejan de existir por problemas fiscales.

Por otra parte, Manrique mencionó el otro 30 por ciento de los problemas legales está relacionado con litigios labores, por lo que el área de Recursos Humanos debe considerar diversos aspectos antes de contratar a un nuevo colaborador.

Entre ellas, agregó, están: que el nuevo trabajador sea mayor de 16 años, considerar el tiempo que laboró en otros empleos y el motivo por el que se separó, así como los nombres de las firmas en las que colaboró anteriormente y sus necesidades económicas.

Asimismo, es recomendable pedir referencias personales y profesionales, aplicar exámenes psicométricos y formalizar el contrato de trabajo, el cual acreditará la fecha de inició de la relación laboral, para evitar cualquier conflicto.

Notimex