22 de diciembre de 2013 / 05:10 p.m.

Ni la depresión de Pumas, el maleficio del Cruz Azul o el reciente subcampeonato del América superan los fracasos del Club Deportivo Guadalajara, al menos durante los últimos tres años.De los llamados "Grandes del futbol mexicano", Chivas es el que más ha quedado a deber. Su bajo nivel futbolístico no sólo ha enfurecido a su afición, esta situación también convierte al equipo en el menos productivo del clan en los últimos seis torneos.

Chivas sólo rescata la cifra de no ser el conjunto con menos campeonatos en la historia de los torneos cortos, pues ha obtenido un título más que Cruz Azul. Sin embargo, en las últimas seis campañas, el Rebaño es el que menos alegrías le ha brindado a su afición.

El historial desde el Clausura 2011, arroja datos duros para el Rebaño, ya que su único logro desde entonces fue el liderato general en el torneo Apertura de ese mismo año, aunque el Querétaro se encargó de echarlos en la instancia de cuartos de final.

Después de eso, el conjunto tapatío sólo puede presumir dos Liguillas más, en el Clausura 2011, (eliminado por Pumas en semifinales), y en el Apertura 2012, cuando fue vencido por Toluca en cuartos de final.

A pesar de que Cruz Azul sufre la sequía de 15 años sin ser campeón, y que Pumas tampoco ha entregado buenos números en los recientes certámenes, es imposible compararlos con la baja efectividad de Chivas. Los cementeros han avanzado a la Fiesta Grande en cinco de las últimas seis campañas, logrando el subcampeonato en el Torneo Clausura 2013 contra el América.

Por su parte, los de la UNAM excusan su racha negativa con el campeonato logrado en el Clausura 2011, justa en la que eliminaron al Rebaño en semifinales. Además, Pumas defiende su estancia en el clan de los grandes al ser el único bicampeón consecutivo en los torneos cortos.

De los equipos llamados grandes, América es el mejor. Las Águilas también han disputado seis Liguillas desde el Clausura 2011, obteniendo el campeonato en el Clausura 2013 y el subcampeonato en el reciente torneo. Los de Coapa se dieron a la tarea de igualar el número de trofeos del Guadalajara, compartiendo ahora la posición de los equipos más ganadores del futbol mexicano.

Las últimas semanas han sido vitales para el Guadalajara, la molestia de su afición orilló a su dueño, Jorge Vergara, a realizar algunas reformas al club. Bajas y refuerzos que prometen un mejor futuro para el conjunto tapatío, que no ha visto la luz en el túnel de los equipos grandes. Con esto, los directivos esperan que el Omnilife por fin sea un lugar de peso, pues ese fue el propósito de la inversión millonaria de cara al próximo torneo, esperando que el nuevo rumbo le devuelva la grandeza al equipo más popular de México.

REDACCIÓN