Isabel Zamudio 
3 de julio de 2013 / 10:15 p.m.

 

Veracruz de Ignacio de la Llave  • Jubilados del Instituto de Pensiones del Estado se manifestaron en Xalapa para exigir al gobierno estatal el pago de más de tres mil 500 millones de pesos al IPE, dinero con el que se podrían sanear sus finanzas y que la propia institución pueda otorgarles préstamos y cubrir prestaciones.

Pensionados originarios de varios puntos de la entidad, principalmente Tantoyuca, Córdoba, Xalapa y el puerto de Veracruz, se apostaron frente a Palacio de Gobierno para recordar que llevan más de seis meses reclamando lo mismo, transparencia en el instituto y el inmediato pago de pensiones que les han negado por falta de recursos.

La mayoría de los jubilados pertenecen a sindicatos magisteriales y aprovecharon para exigir les muestren en qué términos se harán modificaciones a la Ley de Pensiones.

Rodolfo Suárez Castellanos, integrante del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, lamentó el “enorme adeudo gubernamental al IPE”.

Insistió en que se discuta la reforma a la Ley del Instituto de Pensiones, ya que de acuerdo con lo expresado por Suárez Castellanos, el cambio ya es conocido como “la ley de Herodes”.

“Es momento de hacer un alto y exigir cambios, no queremos que esa ley de Herodes se apruebe sin que la conozcamos y sin que opinemos, porque luego nos van a salir como Peña Nieto: la ley no se negocia, pero primero tiene que negociarse no solo en término de dineros, sino de conveniencia para todos los ciudadanos”.

Advirtió que las movilizaciones que han hecho podría subir de tono si son ignorados por la parte oficial, “porque ya hemos dado vueltas desde hace seis meses; el secretario de Salud, Juan Antonio Nemi Dib, nos hizo dar vueltas a lo loco y nos dijo que no había reforma y resulta que el Día del Abuelo el gobernador Javier Duarte dice: estamos cambiando una ley del IPE, pero se los dijo a los abuelos del Inapam, no nos dijo a nosotros”.