Jesús Quezada
9 de abril de 2013 / 12:32 a.m.

Los Diablos aceptan que su obligación de estar en la liguilla ha aumentado tras su eliminación de Libertadores. Wilson Tiago asegura que un campeonato en la liga puede minimizar el mal sabor que dejó la justa sudamericana 

 

 

El Diablo ha pasado el trago amargo de su eliminación de la Copa Libertadores, un mla momento que no lo mató, al contrario, sólo lo hizo más fuerte para tratar de sacarse esa espina en la Liga MX, donde están a un paso de la clasificación y sus jugadores aseguran “más vivo que nunca”.

 

Y es que los dos triunfos que han hilado en el torneo de Clausura 2013 los pone a un solo punto de zona de liguilla, un despertar que esperan redondear con cuatro victorias más y así convertir su mediocre semestre en una esperanza de titulo.

 

“Uno se siente apenado de lo que fue en Libertadores, porque queríamos calificar, yo jugué y fui campeón de ese torneo, con Toluca no lo hicimos bien y ahora la obligación y la presión aumenta, pero sabemos que en este equipo siempre hay presión y los jugadores están acostumbrados, ahora debemos canalizar esa presión dentro de la cancha para hacer un buen juego”, expresó el volante escarlata Wilson Tiago.

 

Desde ya, el nuevo objetivo de los Diablos es la liguilla, para después buscar una onceava estrella que ven muy posible, sobre todo porque el equipo está entero y con mucha sed de revancha deportiva.

 

“Toluca está más vivo que nunca y con toda ilusión vamos a luchar con todo para buscar la calificación. La liguilla es un torneo a parte, si calificamos nuestro objetivo es llegar a la final, estamso con un solo torneo y enfocados primero a calificar a la liguilla”, explicó el brasileño.

 

Y añadió: “vamos por los 12 puntos para no depender de nadie, se juega como una final cada fecha que nos resta, con entrega de cada jugador como el juego ante Monterrey, ahí volvió ese Toluca del torneo pasado, que se acercaba y generó oportunidades de goles, sabemos que ya no hay margen de error y debemos jugar cada partido como si fuera el ultimo”.

 

Esa convicción choricera está respaldada por una traición de tener a este equipo en las finales, una historia que los actuales escarlatas no quieren traicionar y sí ampliarle páginas de éxitos.

 

“Toluca tiene mucha historia y grandeza, muchos logros en la cancha, con la característica de los jugadores de hablar menos y jugar más en la cancha, eso es lo que vamos a hacer, no hemos hecho una buena temporada pero ojalá que estos cuatro partidos que nos restan los hagamos perfectos, llegar bien a la liguilla y conseguir nuestro objetivo de ser campeón”.

 

SIN TEMOR AL SANTO

En Toluca no tuvieron descanso tras su cotejo de la fecha 13 en la Liga MX, este mismo lunes entrenaron de cara a su nuevo duelo en el torneo, programado este viernes por la noche cuando visiten a Santos, Laguna, un rival y un estadio al que no le temen.

 

“Sabemos que es un partido complicado, en una cancha difícil, pero la gente no juega, somos 11 contra 11 y sabremos que hacer. Santos también busca lo mismo, la liguilla, seguro será un partido agradable pero nosotros estamos seguros de que si hacemos un juego como ante Monterrey, nos podremos quedar con las tres unidades”, explicó Tiago.

 

Los Diablos Rojos del Toluca continuarán sus entrenamientos en sus instalaciones de Metepec, donde el profesor Enrique Meza cuenta con plantel completo para encarar el duelo ante Santos y el resto del torneo.