19 de julio de 2013 / 10:55 p.m.

Sabinas Hidalgo.- • Sabinas Hidalgo se recupera luego de la crisis de inseguridad que padeció desde el 2008, situación que le afectó profundamente.

El turismo, uno de los sellos característicos de esta ciudad del norte de Nuevo León, se vio afectado al grado de que muchos negocios fueron cerrados con los problemas añadidos para las familias de los comerciantes.

Sin embargo, actualmente la situación ha cambiado y la ciudad desde hace unos meses vuelve a llenarse de paseantes y regresa la vocación turística de los puntos tradicionales a donde acuden los turistas.

Uno de esos lugares son: el Ojo de Agua y la Turbina, parajes muy conocidos donde las familias pueden disfrutar de las aguas cristalinas y de otras opciones con las que cuentan estos sitios.

Para el alcalde de Sabinas Hidalgo, la mejoría es evidente y es un reflejo en general del norte de la entidad.

“Es muy importante decir que la situación en Sabinas Hidalgo ha mejorado, pues se refleja en todas las actividades, ya sea desde la economía y por supuesto en la llegada de más personas a nuestros parques.

“En este caso al paso del tiempo van llegando más personas de visita al Ojo de Agua y La Turbina y eso es muy importante, pues denota que hay mayor confianza de la gente y sobre todo beneficia a las familias dedicadas al comercio en esta zona”, dijo el edil Rosendo Cantú Chapa.

Comentó que la tendencia es la mejoría y además sostuvo que la seguridad ha avanzado en el municipio.

“Mantenemos una estrecha relación con las autoridades estatales y las fuerzas federales, lo que se ve reflejado en la confianza de las personas.

“En los paseos del Ojo de Agua y La Turbina acude el Ejército Mexicano a realizar rondines varias veces al día y esto se ve traducido en la visita de más personas a estos lugares, sitios que fueron golpeados por la inseguridad y que ahora son visitados por las personas”, sostuvo Cantú Chapa.

El alcalde mencionó que desde hace cerca de un año el aforo de visitantes ha ido al alza y espera que siga en aumento.

“En Semana Santa nos visitaron muchas personas y ahora la tendencia es mayor, nos visitan cerca de mil personas tanto a La Turbina y el Ojo de Agua y son personas que vienen de Monterrey, Nuevo Laredo, incluso son sabinenses que llegan de los Estados Unidos.

“Son personas que la pasan bien en este lugar y sobre todo son familias que se divierten”, sostuvo el alcalde.

Mencionó que la sequía ha menguando en la cantidad de agua, sin embargo la gente no deja de venir.

“La falta de agua se ve a simple vista, pero la gente sigue viniendo y esperamos que mejore conforme lleguen las lluvias”, finalizó Rosendo Cantú Chapa.

- LORENZO ENCINAS