3 de junio de 2013 / 03:42 p.m.

Aunque el Tri no ha logrado actuaciones convincentes, el grupo confía en lograr una victoria en Jamaica que aclare el panorama en la eliminatoria

México ha jugado seis partidos en lo que va del año, tres oficiales de eliminatoria mundialista rumbo a Brasil 2014, y otros tres amistosos. En ninguno el Tri ha podido celebrar una victoria. Las circunstancias han sido múltiples, fallas abajo y arriba.

Por ahora la calificación al Mundial está comprometida, y encima viene una visita caliente a Jamaica. El empate del viernes ante Nigeria fue bien valorado por el conjunto nacional, porque se vino de atrás cuando se tenía un hombre menos. Hubo gol y eso levantó la moral de los jugadores, quienes están convencidos de que mañana, en Kingston, pueden enderezar el barco.

Carlos Salcido, uno de los hombres de mayor experiencia en el interior de la selección, transmitió el mensaje de que en el conjunto tricolor no hay espacio para el pesimismo. Primero, Salcido reiteró que el empate ante Nigeria no fue malo porque "hicimos un buen partido, con un gran esfuerzo de todos, nos levantamos de un marcador en contra y de un hombre menos".

Salcido, quien puede ser empleado como medio de contención o como lateral izquierdo, sitio que ocupó ante los africanos el viernes pasado, apeló a que el grupo muestre un espíritu fuerte en el juego del martes. "Hay que seguir en esa línea, con una gran actitud, con mucha fortaleza mental y que las adversidades en un partido no nos perjudiquen al final. Hay que seguir adelante, viene lo mejor que es la eliminatoria".

El mismo jugador dijo que será importante no sentirse presionados por el entorno que habrá en Jamaica, y tampoco caer en desesperación por conseguir, a como dé lugar, la victoria, sino que deberán trabajar de la mejor manera para gestionar bien el accionar de todo el equipo. "Hay que estar tranquilos, insisto en que viene lo mejor, para lo que debemos estar muy concentrados, evitar errores y tratar de sacar el mayor provecho de nuestro futbol. Hay que ir a ganar y ya. Los puntos son el principal objetivo".

Por otro lado, Pablo Barrera, mediocampista del Tri, también dio una muestra de que el grupo piensa en hacer bien sus labores y no centrarse tanto en el rival. "Será un partido muy duro en Jamaica, pero podemos volverlo más sencillo si aplicamos lo que sabemos, si sacamos lo nuestro que es defendernos muy bien, e ir al ataque". Barrera, quien fue expulsado el viernes en el partido contra

Nigeria, valoró el rendimiento que tuvo el equipo y la capacidad de respuesta ante la adversidad. "El equipo siempre fue hacia adelante, se repuso y a final de cuentas tuvo más llegada. Fue un buen partido, a pesar de estar con uno menos el equipo nunca bajó los brazos y siguió adelante.

Eso nos ayuda mucho para el siguiente partido". De cara a lo que buscarán hacer mañana en Kingston, apuntó que "hay que ser más ofensivos, contundentes y resolver más rápido los juegos antes de que nos complique el rival". México entrenó ayer por la tarde en unas canchas aledañas al Estadio Reliant, este lunes tiene previsto viajar a las 10:00 a Kingston, para el duelo ante Jamaica del martes.

Redacción