24 de enero de 2013 / 09:55 p.m.

Con la sinceridad que lo caracteriza, Carlos Salcido reconoció que Tigres no está jugando al 100 por ciento, pese al paso perfecto que llevan, luego de tres jornadas del Clausura 2013.

Directo como es el contención felino hizo ver que el plantel está inconforme por el accionar mostrado contra Atlas y que deberán ajustar los detalles negativos para encarar a Gallos Blancos.

"Hemos empezado bien a base de resultados, pero te mentiría si decimos que estamos al cien por ciento acoplados, tratamos de buscar en los entrenamientos el llegar a ese cien por ciento y que el equipo se muestre como un gran equipo en el terreno de juego", manifestó el mediocampista en conferencia de prensa en el Estadio Universitario.

Salcido platicó que la forma de saber que Tigres está a plenitud será cuando en los partidos impongan condiciones durante los 90 minutos agobiando al rival de principio a fin.

"Ustedes lo van a ver (cuando lleguen al cien), no te puedo decir que contra Querétaro, contra Tijuana o para la fecha diez, ustedes lo van a ver, ustedes son los que están fuera de un terreno de juego y que es más fácil de visualizar, donde ves al equipo entero, ves al equipo rápido, donde ves a un equipo que toca bien la pelota, con una coordinación buena y que tiene el control total de un partido.

"Es lo que queremos, con lo que juega el Tuca, queremos ser amos y dueños de todo un partido y el día en que lo hagamos, ese día puedes darte cuenta que el equipo está al cien", explicó el jugador.

El dos veces mundialista dijo estar consciente que no deben aflojar porque así como subes con una racha positiva y viceversa si los resultados tardan en aparecer.

"Es un torneo que va empezando y si pierdes un partido o dos partidos seguidos sabes que es un torneo que no te perdona y de estar a en los primeros lugares te baja a tres o cuatro puestos", mencionó el también campeón con el PSV Eindhoven, de Holanda.

"Pero nosotros estamos tranquilos de cierta manera por los resultados, pero no tranquilos en el accionar total del equipo", agregó.

Respecto a los 10 años que tiene Tigres sin vencer a Querétaro en La Corregidora, Salcido dijo que son estadísticas, pero que tampoco se confiarán, ya que lo podrían lamentar al final del encuentro.

"Son estadísticas y se puede suponer que puede ser el partido bueno por las condiciones en que uno llega, a lo mejor el equipo invicto y Querétaro por la situación que está pasando (luchando por no descender), pero el futbol es muy mentiroso y el equipo de Querétaro se va a morir en la raya", expresó el medio escudo.

"Y si nosotros vamos allá pensando en que puede ser un partido fácil, vamos a regresar con la cabeza abajo, hay que ir a seguir mejorando y sacar tres puntos que nos sigan dando tranquilidad".

Raúl Villarreal