20 de julio de 2013 / 01:22 a.m.

La Selección de México, es el favorita por encima de cualquier rival, así lo afirmó el delantero Rafael Márquez, quien aceptó que en cuartos de final de la Copa Oro ante Trinidad y Tobago, no hay margen de error.

"Cuando tienes que ganar casi por obligación o porque apareces como favorito, siempre se vuelve mucho más complicado, pero tenemos que jugar con eso y si llegamos a la final, seguirá siendo igual, el favorito será México por ser el actual campeón", dijo.

Manifestó que el encuentro de este sábado es de vida o muerte, en el que esté completamente concentrado será el que pueda seguir en la disputa de la competencia.

"Es matar o morir, no tenemos margen de error, en estos partidos el que comete menos errores es el que logra pasar. Juega mucho el tema de la concentración, la intensidad y el equipo ya tiene muy claro eso", apuntó.

Por otra parte, descartó que para el juego de este sábado el cuadro trinitario, sea capaz de plantear un juego ofensivo como fueron sus encuentros durante la primera fase.

"Primero que nada, no creo, con todo respeto para Trinidad, no creo que nos vaya a jugar de la misma manera, creo que puede cerrar un poco los espacios y no nos dará chance", declaró.

Finalmente, consideró que los caribeños "juegan muy bien, es cierto, es un equipo que lo hemos visto ya en dos videos, abren muy bien la cancha, tienen un centro delantero que juega muy bien, que define muy bien, no será para nada sencillo".

"La clave será salir intensos los primeros minutos, agobiarlos y seguir mejorando en el tema de la generación y de la contundencia", afirmó.

Notimex