4 de agosto de 2013 / 02:32 p.m.

Monterrey.- • Integrantes del PRI estatal demeritaron la denuncia penal interpuesta por diputados del PAN en contra de la reestructura de la deuda estatal, que de acuerdo con los albiazules, dejó un quebranto de 4 mil 500 millones de pesos.

Tanto el dirigente estatal del PRI, Sergio Alejandro Alanís Marroquín, como Édgar Romo, coordinador de la fracción tricolor, confían en que la Procuraduría de Justicia en la entidad deseche la denuncia ya que no existe algún sustento, desde su punto de vista.

"Seguramente el tiempo nos dará la razón como muchos que nos han dado la razón, como muchos que anteriormente se han presentado en otros temas sin sustento jurídico donde no está previsto en el marco legal la situación que ellos refieren y desde luego la autoridad investigadora deberá en su momento de informarlo", explicó Sergio Alejandro Alanís.

"Sabemos que, ya parece disco rayado, sabemos que insisten en manejar temas rimbombantes o agarrarse de cualquier acción del estado llámese finanzas, llámese obra, trabajo social, de cualquier tema para mantener la proyección en la opinión pública confundiendo a la ciudadanía, son acciones sin sustento.

"Nosotros esperamos primero que todo que es algo que no procede de antemano, es un tema que no está previsto y en su momento la propia autoridad hará lo conducente, eso es lo que puedo yo prever o pronosticar, así han hecho con otras denuncias en el Congreso en otras partes que no encuadran en ningún marco jurídico", reiteró.

Los diputados panistas denunciaron al Gobierno del estado por un quebranto de 4 mil 500 millones de pesos, lo que desató una serie de comentarios por parte de los tricolores. La denuncia fue presentada el pasado viernes en el Centro de Orientación y Denuncia (CODE) ubicado en la avenida San Jerónimo.

Édgar Romo, coordinador de la fracción tricolor, aseguró que no existe delito en los señalamientos realizados por los panistas, y acusó que su querella únicamente distraerá de otros asuntos de verdadera relevancia al Ministerio Público.

"Como todas las acciones legales que presenta Acción Nacional, son puro circo, maroma y teatro, eso es lo que es…de ninguna manera la reestructura de una deuda puede constituir un delito, entonces tendrían que meter a la cárcel primeramente a Margarita Arellanes, que fue la que buscó un plazo de gracia para no pagar la deuda".

"Es un desperdicio de papel, ni siquiera fundamentan, ni siquiera señalan el supuesto delito a perseguir ni los responsables ni nada, simplemente es circo, maroma y teatro, es una piñata rota”, sostuvo.

Por ello, Romo lanzó un ya basta a sus homólogos albiazules y los emplazó a poner un alto a la simulación, al considerar que este tipo de acciones forman parte de una estrategia de campaña adelantada del PAN.

Señaló que el quebranto por 4 mil 500 millones de pesos salió de cuentas rancheras realizadas por los panistas, algo que calificó de normal ya que no es la primera vez que lo hacen.

"No son tiempos de hacer proselitismo electoral, es pura simulación (…) Acción Nacional quiere ver 1 más 1 como igual a 11 y no es así, son cuentas rancheras.

"Inventaron tasas que no existen, suponiendo negociaciones que no existen, con cuentas rancheras como las que hace el municipio de Monterrey, donde hablan de una tasa de 1.62 porcentual, pero lo hacen de por vida, muérase pagando”, sostuvo.

MARILÚ OVIEDO Y LUIS GARCÍA