JESÚS QUEZADA
21 de diciembre de 2013 / 12:28 a.m.

La eliminación en semifinales del torneo pasado sólo incrementó los deseos de los Diablos Rojos del Toluca por un nuevo título en el futbol mexicano. Los choriceros han regresado a los trabajos de cara a un nuevo certamen y mantiene esa hambre de laureles, ese mismo objetivo de llegar mínimo a un final y luchar por su onceava estrella.

Los mexiquenses comenzaron la pretemporada del Clausura 2014 y llegan con pilas recargadas para mantener el nivel mostrado el anterior torneo, ahora un plus que les permita llegar al juego decisivo de la liga azteca.

 

“Traemos el mismo compromiso del torneo pasado, estos días de vacaciones nos ayudaron a recargar pilas, aprovechar a la familia y somos un equipo con ganas de estar otra vez en la liguilla pero ahora llegando más lejos, no solo a una semifinal, quizá sea pronto para decirlo pero veo un equipo comprometido, con ganas de transcender y dos compañeros que se suman y con ganas de crecer”, explicó el delantero Isaac Brizuela.  

 

En este semestre, los Diablos no solo tendrán el compromiso del Clausura 2014, también lucharán por meterse a las semifinales de la Liga de Campeones de Concacaf, y como siempre, no apuestan por un certamen en especial, quieres ganar todo donde compitan.  

 

“Somos un equipo que aspira a lo mejor, a estar en la cima siempre y ganar cualquier torneo que se dispute, tenemos plantel para estar en los dos torneos, sin menospreciar ninguno, los dos son de la misma importancia y así lo vamos a tomar. Toluca siempre aspira a estar en la cima, queremos estar en la liguilla y pelear por todo”, añadió El Conejo Brizuela.

 

El delantero escarlata añadió que todo el plantel llega en óptimas condiciones después de los 10 días de vacaciones que tuvieron del cuerpo técnico. “Desde la anterior pretemporada tuvimos una base para estos dos torneos, esta semana de vacaciones seguro no nos afectará, regresamos en buenas condiciones y estamos aptos para que inicie el torneo”.

 

FELIZ EN TOLUCA

Isaac Brizuela fue uno de los jugadores que más llamaron la atención en este año, de tal manera que en el pasado Sistema de Transferencias del futbol nacional fue uno de los más pretendidos por otros equipos, aunque él desea ser campeón con Toluca y después voltear a otros horizontes.

 

“Me siento orgullosos de todo lo que he co0nseguido en este año, en dos torneos crecí mucho y a lo mejor es un reconocimiento del trabajo que estás haciendo, me siento orgulloso y motivado por el trabajo que he hecho pero sigo en esta institución de la que me siento orgulloso, aquí debuté, aquí me formaron y contento de seguir en esta institución”, dijo.

 

Y añadió: “ya tengo un titulo con Toluca pero por ahí con unos minutos de juego, ahora que juego más me gustaría coronarme y darle muchas alegrías al club, me han dado mucho y ahora quiero entregarles algo importante”.      

 

Sobre los refuerzos para este torneo, El Conejo conoce bien a Ponce y Orrantia, pues ambos fueron sus compañeros en aquella selección que ganó la medalla de oro en los Juegos Panamericanos de 2011.

 

“Los tuve de compañeros en Panamericanos y fueron piezas importantes en ese equipo, Ponce viene de un club grande como Guadalajara, con pasado de mucho éxito. Orrantia también cuando debutó tuvo muchos minutos en Pumas y para mí van a ser piezas fundamentales en este club, viene como refuerzos y lo van a demostrar en este torneo, se han adaptado pronto al equipo”.