2 de junio de 2013 / 09:32 p.m.

 

 Ciudad de México • La banda Moderatto organizó un gran reventón la noche del sábado, teniendo como escenario el Auditorio Nacional y 10 mil cómplices que sin dudar se dispusieron a disfrutar de casi dos horas de show.

Dentro del espectáculo la agrupación no solamente fue testigo de cómo una pareja de novios se comprometió, sino que además, acompañados por Los Ángeles azules transformaron el inmueble en una enorme pista de baile.

El reloj marcaba las 20:37 horas cuando las luces se convulsionaron y las sombras de cinco guerreros del rock aparecieron sobre el escenario.

Con el tema “Gracias” la velada comenzó, Bryan Amadeus, Xavi Moderatto, Mick Marcy, Roy Ochoa y Elohim Corona se presentaron ante 10 mil almas.

Pareciera que el show comenzaba por el final, ya que al término del tema una lluvia de papeles de colores se desprendió en el inmueble, pero es que definitivamente con ellos nada es predecible.

“No podrás” y “Sentimettal” continuaron en el repertorio de la alineación creada hace 12 años, lo cual entusiasmó al público integrado, en su mayoría, por niños y jóvenes que se desbordaban ante las expresiones de su vocalista “Quiero que me demuestren que Chilangolandia es el público más sexy de Latinoamérica”.

“Bienvenidos a la ceremonia, les prometo que esta noche van a mover el esqueleto malditos pecadores”, expresó Bryan previo a presentar a su compañero Elohim Corona, baterista de la agrupación, quien no sólo demostró sus capacidades al interpretar “Mi batería”, en el que sus compañeros se limitaron a acompañarlo en las guitarras, sino que voló aproximadamente a 10 metros de altura para tocar otra batería colocada en lo alto del escenario.

Fue en ese momento donde Bryan encontró la inspiración para hablarle a su público y agradecerle haberlos acompañado a lo largo de su trayectoria musical.

“Se siente muy bien estar de nuevo en este lugar tocando para todos ustedes”

“Es muy emocionante poder tener una noche como la de hoy y encontrarnos, vernos con unos fans que ya tienen 12 años rockeando con nosotros y es cuando yo me pregunto ¿Hasta dónde podemos llegar?”, expresó.

Pero justo en la fase final de su presentación Los Ángeles azules subieron al escenario para que la fiesta cambiara de ritmo y con cumbia se transformara aquel lugar en una gran pista de baile. Su conocido tema “17 años” fue entonado en la voz de Bryan mientras que la banda Moderatto disfrutó tocando percusiones, bailando y grabando aquél momento histórico en video.

“Autos, moda y rock and roll”, “Entrégate” y “Ya lo veía venir” anunciaban el final de la presentación; sin embargo, “I love R&R” tomó por sorpresa a los presentes, no tanto por el tema sino por el grupo de chicas que ofreció un espectáculo de pole dance.

Finalmente “Muriendo lento” y “Quemándome de amor” llevaron al público al clímax de la noche, la cual culminó con un espectacular número de pirotecnia.

María de Lourdes Torrano