5 de julio de 2013 / 10:50 p.m.

Monterrey.- • La presidenta municipal de Monterrey, Margarita Arellanes Cervantes, pidió al gobernador, que cumpla su palabra de hombre, y entregue los recursos federales y estatales a los municipios, tal y como se comprometió.

Al responder a los cuestionamientos que hicieron por separado el ejecutivo estatal, Rodrigo Medina, y su secretario de gobierno, Álvaro Ibarra Hinojosa, la munícipe señaló que no es una opción entregar esas partidas, sino un compromiso donde empeñó su palabra.

"Es que no es opcional, tiene que cumplir, el gobernador empeñó su palabra, lo hizo públicamente y me parece que es de hombres y de damas el cumplir con su palabra, y un gobernante serio, siempre debe dar cumplimiento a su palabra", expresó Margarita.

Recordó que no son sólo las partidas federales, sino también las estatales las que ha retenido el gobierno del Estado, y aseguró que los municipios han cumplido con todos los requisitos que les han solicitado.

"¿Y el ISN, y los fondos descentralizados, y le seguimos con cada fondo, con cada participación?", cuestionó.

La alcaldesa calificó como pretextos todas las declaraciones que los funcionarios estatales han venido realizando para justificar que no se entregan los recursos.

Arellanes Cervantes aseguró que es tiempo de dejar las excusas, pues mientras el gobierno retiene el dinero, los municipios siguen con problemas.

"Hay que ser serios y antes de andar excusándose, el "yo no fui", el echarle la culpa a los demás, esa actitud de parte del estado de no querer asumir la responsabilidad en cuanto a la asignación de recursos, pues es muy lamentable".

Arellanes aclaró que se han cumplido todos los requisitos, tanto del estado como de la Federación, pero han recibido observaciones para pedirles más información, algunas francamente "observaciones absurdas", según la alcaldesa.

Citó el caso de un parque, donde les piden que señalen, cuántas personas de entre 35 y 65 años acudirán a ejercitarse, en que horarios y cuánto tiempo, o en el caso de pavimentación, donde les solicitaron información del flujo vehicular de cada calle, y el peso de los vehículos. Esto último fue apenas hace tres días.

"Y también el problema es que si hay alguna observación o algún dato que se requiera, es importante, por simple eficiencia administrativa o por economía procesal, lo haces todo en un documento, en una sola ocasión, tus observaciones", agregó.

La munícipe agregó que están pidiendo sólo lo que los ciudadanos merecen y a lo que tienen derecho.

FRANCISCO ZÚÑIGA ESQUIVEL