27 de diciembre de 2013 / 03:06 a.m.

Saltillo.- Las inclemencias del tiempo cobraron la vida de un niño de apenas un mes de nacido cuyo cuerpo no resistió los bruscos cambios de temperatura y pereció en los brazos de su madre que desesperada buscó la ayuda de los Paramédicos del Cuerpo de Bomberos, quienes sólo confirmaron la muerte del pequeño.

Los hechos transcurrieron alrededor de las 06:50 horas de ayer, dentro del domicilio ubicado sobre la calle Órgano 173, de la colonia Loma Linda.

Todo comenzó cuando Jennifer Estefanía Delgado Rodríguez, madre del pequeño de apenas un mes de nacido, observó que éste tenía dificultades para respirar; rápidamente tomó al niño y pidió a su esposo la llevara a la Estación de Bomberos Oriente, ubicada sobre el bulevar Morelos, en la colonia del mismo nombre.

La señora llevaba al pequeño en brazos donde notó que había dejado de respirar y su piel se tornaba de una tonalidad pálida, minutos después arribaron a las instalaciones del Cuerpo de Bomberos y solicitaron la ayuda de un paramédico.

Sin embargo, los socorristas no pudieron hacer nada por salvar la vida del menor.

Agencias