2 de octubre de 2013 / 05:13 a.m.

Nuevamente la solidaridad y unión de la familia luchística para con uno de sus integrantes. Está vez fue el apoyo para Dulce Canela quien en días pasados perdió a su hermano algo que tocó las fibras de sus compañeros para conformar el programa de la noche.

La lucha estrella Final presentó a los rudos Tigre Universitario, Monje Negro Jr y Hator quienes salieron decididos a aprovecharse de los que parecían sus débiles rivales encabezados por el Gato Fantasma, además de los exóticos Ericka Sotelo y Larry Miranda

Un duelo muy disparejo en el papel pues estaban frente a frente luchadores consagrados y de colmillo frente a la nueva generación.

Sin embargo poco a poco los de LUM se dieron cuenta que no todo era tan sencillo pues sus artimañas no lastimaban a los exóticos quienes sacaron sus armas, coqueteo, besos y algo más.

De pronto en la contienda un aficionado se atrevió a meterse con Miranda y pagó caro las consecuencias al recibir un par de besos del luchador en pleno ring y a la vista de los asistentes.

Regresando a la lucha Tigre Universitario y Monje Negro Jr no lograron safarse de Sotelo y Miranda quienes lo mandaron abajo del ring mientras que Hator se quedó en el ring frente a Gato Fantasma, fue entonces cuando la experiencia hizo la diferencia pues al ver que los referis estaban distraídos se tiro a la lona y pidió el faul, por lo que Gato Fantasmas y sus acompañantes fueros descalificados decretándose el triunfo para los rudos.

En la lucha estrella semifinal Genocida, Mini Hator, Mortífero y Ciber Payaso buscaron imponer condiciones ante sus oponentes; Coyote, Tequilita, Mini Androide y la Bandida a quienes recibieron con severos castigos, sin embargo poco a poco se fueron equilibrando las acciones y los castigados pasaron a castigadores, así se vio a Mini Androide a quien no le importó su corta estatura para mandar a la lona a Genocida, el doble de su tamaño.

O a Tequilita imponiéndose con lucha aérea a Mini Hator, mientras que La Bandida aplicó una rana a Mortifero.

Sin embargo y cuando todo parecía definido las parejas rivales cambiaron, lo que favoreció a los rudos pues Genocida sometió a La Bandida y Ciber Payaso puso espaldas planas a Mini Androide con lo que finalizó la contienda en favor de los rudos.

JOSÉ LUIS GARZA