7 de junio de 2013 / 12:02 a.m.

Zacatecas • Armados con palos, piedras y otros utensilios, cientos de mineros simpatizantes de Napoleón Gómez Urrutia, que mantienen bloqueado el acceso a la unidad minera "El Coronel" en Ojo Caliente Zacatecas, han endurecido su postura y realizan retenes aleatorios, ante la posibilidad de que los sindicalistas afines a Carlos Pavón Campos intenten alguna acción de desalojo violento de la mina en conflicto.

Los mineros en protesta se protegen, mientras los líderes del movimiento encabezados por Noel Méndez mantienen una mesa de negociación permanente con funcionarios de la secretaria General del Gobierno de Zacatecas encabezado por Francisco Escobedo Villegas y representantes de la Minera Frisco, firma que aparece como la propietaria de la Minera "El Coronel".

Los "Napistas" revisan todo vehículo sospechoso que pasa por la carretera cercana a la empresa minera, ante el temor de que otros mineros o grupos de choque pudieran atacarlos, mientras que oficiales de la Policía Federal y Estatal solo observan a la distancia en prevención de algún acto violento.

Tras la incursión que llevo a la realización de una marcha y protesta de miembros de la sección 63 del Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros y Metalúrgicos, “Napoleón Gómez Sada”, los trabajadores mineros que mantienen el plantón se han armado y se manifestaron listos para enfrentar cualquier intentona de desalojo.

La situación es tensa y por el momento prevalece el clima de inseguridad en la zona limítrofe entre los municipios de Loreto y Ojo Caliente.

MANUEL CHACÓN