13 de diciembre de 2013 / 12:29 a.m.

Después de una semana difícil para los equipos italianos en competencias europeas, en la que sólo uno consiguió avanzar en la Liga de Campeones, dos partidos cruciales se disputarán el fin de semana en la primera división local.

Napoli, tercero general, se enfrenta el domingo al Inter de Milán, cuarto en la tabla, en tanto que el Milan —el único equipo italiano que alcanzó los octavos de final de la Liga de Campeones— recibe el lunes a Roma, que es sublíder.

En otros encuentros, el líder de la liga, Juventus, recibe al ascendido Sassuolo mientras que el quinto, Fiorentina, enfrenta a Bologna en un duelo regional.

A continuación cinco aspectos relevantes de los partidos de fin de semana:

___

SIN PENA

Napoli derrotó 2-0 al Arsenal, líder de la Liga Premier, pero quedó eliminado por diferencia de goles y se convirtió en el primer equipo que sale de la Liga de Campeones con 12 puntos en el formato actual.

"Nuestra eliminación de esta manera nos debería dar más confianza para la competición en la liga", dijo el entrenador español de Napoli, Rafa Benítez. "No tenemos por qué sentirnos avergonzados", agregó.

Napoli espera el pronto regreso a la acción de su capitán Marek Hamsik, lesionado por un golpe en un pie, y de su portero español Pepe Reina, lesionado del muslo derecho.

___

TURIN, FINAL POSIBLE

La Juventus todavía examina su derrota ante el Galatasaray en una cancha pésima en Estambul después del partido que se jugó en dos jornadas debido a la nieve.

Sin embargo, el bicampeón de la liga italiana podría tener un bonito premio de consolación tras su eliminación de la Liga de Campeones: disputar en mayo la final de la Liga Europa en el estadio de Juventus.

"La final en Turín es un objetivo", dijo el defensor de la Juve, Giorgio Chiellini. "Pero primero tenemos que pensar en la liga y en la Copa Italia. Necesitamos hacer lo que el Chelsea logró la temporada pasada, fue eliminado de la Liga de Campeones pero conquistó un trofeo", agregó.

___

UNICO SOBREVIVIENTE

El Milan tendrá que ratificar su poder en la Serie A como el único equipo italiano que alcanzó los octavos de final de la Liga de Campeones.

Es la primera vez desde que 32 equipos comenzaron a participar en la máxima competición europea por conjuntos en 1990-2000 que sólo una escuadra italiana figura entre los últimos 16 del torneo.

Milan es noveno en las posiciones de la primera división italiana y ha ganado sólo cuatro de 15 encuentros en la Serie A, pero el desempeño de los rossoneri ha sido distinto en Europa.

Empataron el miércoles 0-0 con el Ajax a pesar de jugar la mayor parte del partido con 10 hombres tras la expulsión del capitán Riccardo Montolivo.

___

TOTTI REGRESA

El capitán del Roma, Francesco Totti, está listo para jugar de nuevo después de que estuviera inactivo desde octubre por una lesión en el tendón de la corva derecha.

La reaparición de Totti no podía ser más oportuna para Roma, debido al partido que jugarán el lunes a domicilio los giallorossi en San Siro, una prueba importante para sus aspiraciones al título.

Roma abrió la temporada con una racha histórica de 10 victorias pero después tuvo cuatro empates durante la ausencia de Totti. Luego regresaron a la senda del triunfo el pasado fin de semana con una victoria por 2-1 sobre Fiorentina.

Roma pisa los talones a la Juventus tres puntos abajo y enfrentará a su rival de Turín inmediatamente después del receso de invierno.

___

PALETTA LEVANTA LA MANO PARA ITALIA

El zaguero argentino Gabriel Paletta está disponible para la selección italiana de fútbol.

"Si Prandelli me quiere, me complacería jugar para Italia", dijo Paletta, de 27 años, quien puede ser interesante para del entrenador italiano Cesare Prandelli porque puede jugar en líneas de tres o cuatro.

Paletta tiene doble nacionalidad y podría ser una opción para la banca de Prandelli después del trío de la Juventus, Giorgio Chiellini, Andrea Barzagli y Leonardo Bonuccci.

Paletta juega su cuarta campaña con el Parma, que comparte con el Milan el noveno Lugar. Parma recibe el domingo a Cagliari.

AP