10 de enero de 2015 / 07:59 p.m.

Sao Paulo.- Nintendo anunció la suspensión en la distribución de sus juegos y consolas en Brasil, alegando los altos impuestos y aranceles que cobra el país.

El anuncio se hizo el viernes.

Bill van Zyll, director y gerente general para de Nintendo para América Latina dijo a la revista de videojuegos brasileña "Nintendo World" que la "alta carga impositiva" y los fuertes cargos en importación de bienes hacen "insostenible" la situación de la empresa en el país.

"Es un retiro estratégico para reevaluar nuestra posición", agregó.

En un comunicado publicado por medios locales, Zyll dijo que "los altos aranceles a la importación que se aplican a nuestra industria y nuestra decisión de no tener operaciones locales de manufactura" influyeron en la decisión.

Nadie respondió el sábado a las llamadas a la oficina de Nintendo en Brasil en busca de más información.

TEXTO Y FOTO: AP