4 de febrero de 2013 / 03:16 a.m.

Monterrey.- • Transcurrido el primer mes del año, Nuevo León aguarda la llegada de recursos para seguridad, correspondientes al año 2012, informó el titular de la Oficina Ejecutiva de la Gubernatura, Jorge Domene Zambrano.

El funcionario detalló que el Gobierno federal tiene pendiente por enviar 63 millones de pesos, correspondientes a la última ministración del Subsidio de Policía Acreditable (SPA), utilizado por la entidad para solventar los gastos de Fuerza Civil.

Históricamente, las partidas federales presentan un retraso en su entrega a los estados, lo que genera demoras en su ejecución.

"Falta una ministración", confirmó Domene Zambrano, "se usa para equipamiento, más que todo", precisó.

A finales de enero, mediante una publicación en el Diario Oficial de la Federación, se dio a conocer que este año Nuevo León recibirá 294 millones de pesos del Fondo de Aportaciones para la Seguridad Pública (FASP).

Dicha asignación proviene de la Secretaría de Gobernación y representa apenas un aumento en un porcentaje similar a la inflación, aseguró Domene Zambrano.

En 2012, detalló el también vocero de Seguridad, a la entidad le tocaron 283.2 millones de pesos.

"Es la misma bolsa; sabemos que año con año lo que hacen es simplemente indexarle la inflación o un número parecido a la inflación, y de ahí se deriva este nuevo número; las reglas no han cambiado, siguen siendo 10 ministraciones, que empiezan en el mes de enero y terminan en el mes de octubre; lo que se tiene que trabajar en detalle es la aplicación de los mismos".

Adicional a este monto, Domene Zambrano indicó que aún esperan la definición de dos bolsas concursables más, que, en conjunto, sumaron poco más de 220 millones de pesos el año pasado, por lo que se espera una cantidad similar o ligeramente superior.

Con base en estas partidas, se definirá los rubros a fortalecer con los recursos federales, sumados a la inversión que el Estado programó para seguridad en el presupuesto 2013.

"Lo que pasa es que la Federación no ha determinado bien las demás bolsas; por lo pronto, ya sabemos que esta tiene una aplicación amplia, que puede ir para la Procuraduría, puede ir para el C5, puede ir para Fuerza Civil.

"Sin embargo, estamos atentos porque faltan dos bolsas más, que en su suma del año pasado representaban 220 millones (de pesos), que están pendientes", refirió.

Está previsto que en el mes de marzo, la Auditoría Superior de la Federación presente su informe de resultados sobre la fiscalización del gasto de las entidades en materia de seguridad correspondiente al ejercicio 2012.

LUIS GARCÍA