28 de mayo de 2013 / 06:22 p.m.

A pesar de las campañas en curso, Nuevo León aún se encuentra lejos de la meta del milenio para reducir las muertes por maternidad.

Con una media nacional del 42 por ciento, el estado se ubica en un 29 por ciento de defunciones, insuficiente todavía para cumplir con el propósito trazado para el año 2015.

""Es el número de muertes de mujeres durante el embarazo y/o el puerperio por diferentes causas...estamos por debajo de la media nacional, sin embargo el objetivo del Milenio esta en 22.3 por ciento. A lo que llevamos del 2013, la razón de mortalidad estamos afortunadamente por abajo, es una estrategia conjunta"", expresó Francisco González Alanís, subsecretario de Salud de la entidad.

Al conmemorarse ayer el Día Internacional por la Acción de la Salud en la Mujer, el funcionario estatal alertó sobre esta situación, que se suman a otros factores de mortalidad en el sexo femenino, como los padecimientos crónicos y el creciente índice de adicciones.

""Hablamos de drogas legales, consideradas así, como el alcohol y el tabaco, en un sector de población que interesa mucho por todo el impacto que tiene en la sociedad.

""Por ejemplo en las mujeres adolescentes, en las mujeres jóvenes, el crecimiento está muy por encima del crecimiento en porcentaje con respecto a los hombres, anda alrededor de un 27 por ciento"", detalló.

La Secretaría de Salud montó ayer una jornada de charlas y conferencias sobre estos temas en un hotel del centro de la ciudad, dirigido a las mujeres que participan en el sector.

González Alanís sostuvo que los programas preventivos se han fortalecido en los años recientes y se ha mejorado en algo el índice de mortalidad, que pesé a todo sigue alto en algunas enfermedades.

El cáncer de mama cobra 250 vidas por año, el cáncer cervico uterino produce 120 decesos anuales y otros padecimientos como la diabetes, hipertensión y enfermedades cardiovasculares aportan otro tanto.

Si bien no detalló el gasto que estos casos generan al sector salud, el funcionario acotó que se trata de inversiones millonarias absorbidas por distintas instancias.

 — LUIS GARCÍA