9 de mayo de 2013 / 03:49 a.m.

Jonathan Orozco salió del clásico de Liguilla con un espasmo muscular en la parte posterior del muslo derecho, informó el Club Rayados.

El gerente de medios, Everardo Valdez, dijo que de entrada el portero del Monterrey no está descartado para el partido de “vuelta” a celebrarse el sábado en el Estadio Universitario.

Orozco jugó los últimos minutos del partido con una evidente molestia en la pierna derecha, cuando el equipo ya había agotado sus tres cambios.

El trabajo de Jonathan resultó fundamental para preservar la ventaja de Rayados, al ofrecer por lo menos dos atajadas que evitaron el empate de los Tigres en la edición 98 del clásico.

Tomás Víctor López