“Nosotros nos enfocamos a jugar y cada quien sabe lo bueno y lo malo, sabe que el alimento es lo que más nos conviene para el bien dentro del campo, algunos consideran algunas vitaminas pero se habla con el doctor antes”, puntualizó.
24 de julio de 2013 / 10:36 p.m.

Las declaraciones exclusivas de Omar “Gato” Ortiz desde prisión en torno a los controles de dopaje que se aplican en México, y que en su experiencia personal no son confiables, tuvieron eco en el campamento de Tigres.

 

Sin entrar en polémicas ni contrapunteando declaraciones, tanto Lucas Lobos como Jorge Torres Nilo aseguraron confiar en los controles que se practican en nuestro país, aunque en el caso del capitán felino piensa que deberían ser más estrictos.

 

“A mí me ha tocado casi siempre en todos lados por sorteo pero el que está limpio pienso que no debe tener ningún problema para mí que no sea por sorteo, que sea todos los días, cada sábado que haya (exámenes) dopaje en todos los partidos, no se estoy limpio”, dijo Lobos.

 

Incluso señaló las diferencias que existe en los controles tanto en Argentina como en México.

“Cada sábado había (en Argentina), en España no me acuerdo, acá llegan de sorpresa y realmente no se sabe, uno tiene que tomar sus precauciones, si hay un medicamento que no está permitido no lo deberían de tomar”, destacó.

 

Controles similares en todos los torneos.

 

Por su parte Jorge Torres Nilo no ve diferencia entre los controles antidopaje, aplicados tanto por la Federación Mexicana como por otras competiciones avaladas por FIFA.

“Para mí son muy similares, no me quiero meterme en otros temas pero lo que me preguntas es lo que yo he visto y para mí son muy similares”, respondió.

 

El defensor confesó que más que confiar o no en el sistema antidoping, en el vestidor el jugador sabe lo que es bueno o malo y en caso de alguna duda hablan con el doctor