24 de junio de 2013 / 04:50 p.m.

La FIFA aseguró que las manifestaciones antigubernamentales en Brasil durante la Copa Confederaciones no alterarán los planes para realizar el Mundial el próximo año en el país, e indicó que no tiene "ofertas oficiales" de otros países para organizar el torneo de ser necesario un cambio de sede.

Más de un millón de brasileños han salido a las calles a protestar durante la Confederaciones por la falta de inversión en servicios públicos, mientras el gobierno gasta miles de millones de dólares para la Copa del Mundo de 2014.

"No estamos avergonzados por lo que estamos haciendo" en Brasil, afirmó el lunes el secretario general de la FIFA, Jerome Valcke, al hablar luego de la primera ronda y antes de las semifinales de la Confederaciones.

Las protestas se han realizado en todo el país, incluyendo las seis ciudades sedes de la Confederaciones. En muchos casos, la policía ha lanzado gases lacrimógenos y disparado balas de goma contra los manifestantes que intentan acercarse a los estadios.

"No hay Plan B y... nunca he recibido alguna oferta oficial de cualquier otro país" para organizar el Mundial de 2014, agregó Valcke.

AP