17 de enero de 2013 / 02:48 p.m.

Monterrey • El delegado regional del Instituto Mexicano del Seguro Social, Jorge Luis Hinojosa reveló este miércoles que en Nuevo León existe un déficit de especialistas y también de camillas, lo que ha obligado en muchos casos a cerrar áreas en hospitales.

El importante déficit de especialistas en áreas como Oncología, Urología y Neurología, así como para el área intensiva, contrasta con una sobrepoblación en la entidad de enfermeras, pediatras, ginecólogos y cirujanos.

Hinojosa Moreno señaló que a estas alturas el IMSS ha tenido que recurrir a cerrar áreas en varias clínicas como es el caso del hospital número 67, ubicado en el municipio de Apodaca, en donde no se ha podido abrir el área intensiva.

“"Por ejemplo el 67 que está en Apodaca lo inauguramos en el 2010 está funcionando perfectamente, pero tenemos terapia intensiva sin abrir, porque no tenemos los médicos especializados en terapia intensiva no hay en el mercado a lo mejor conseguimos 1 0 2 pero para abrir esa unidad necesito 16 médicos porque tienen que abrirse los tres turnos los 365 días del año"”.

El delegado regional del IMSS señaló que existen carreras que están saturadas y el mercado no da abasto, por lo que las universidades deben analizar esta situación.

“"Debemos de pensar o las universidades de buscar de donde hay necesidad para que esos médicos salgan y tengan trabajo seguro, hay que pensar en mas hospitales, debemos de pensar que también no tenemos muchos médicos en el mercado, así como ahorita hablaba el doctor que el problema en medicamento es que no hay mucho en el mercado también tenemos problemas con médicos especialistas en el mercado"”.

Pero el problema en el IMSS no solo se reduce a personal, también el espacio para atender a la población derechohabiente mantiene un déficit por debajo de la media nacional cuando se habla de camillas.

“"Hay un indicador nacional, propuesto por la Organización Mundial de la Salud de que debe ser una cama por cada mil derechohabientes, el Instituto Mexicano del Seguro Social traer alrededor de punto ochenta y cinco camas por cada mil derechohabientes, quiere decir que no llegamos a la cama,” Agregó “"Nuevo León trae alrededor de punto cincuenta y cinco camas por mil derechohabientes, es decir estamos muy por debajo de la media nacional” explicó.

Esto provoca además que los hospitales opten por saturar sus áreas de urgencias ante la falta de espacios para atender a los enfermos.

“"¿Porqué queda la población en urgencias? pues porque no tenemos camas, sí llega una persona a urgencias, o lo pasamos a un quirófano o lo pasamos a una cama de observación o lo devolvemos a su casa, pero si se queda, tenemos que mantenerlo en urgencias que ese es uno de nuestros problemas porque si tuviéramos más camas pudiéramos mandarlos a observación"”.

La información fue dada a conocer este miércoles por el delegado regional tras inaugurar la remodelación en el área de urgencias del Hospital de Zona número 2, que da servicio a cerca de 300 mil personas, adultos mayores en su mayoría.

REYNALDO OCHOA