Redacción
4 de septiembre de 2013 / 02:48 p.m.

 

Un operativo de la Policía Federal Ministerial para detener a dos sujetos, provocó tensión y temor entre cientos de personas en un centro comercial de la colonia San Jerónimo.

 

El caso movilizó a policías, soldados y marinos, tras reportarse detonaciones en el estacionamiento donde, según trascendió, fue capturado al menos un sospechoso y otro logró escapar.

 

Los hechos ocurrieron la noche del martes afuera de Galerías Monterrey, por la avenida Insurgentes, entre Gonzalitos y Felipe Benavides.

 

Ante la versión de que había uno o dos heridos, al lugar acudieron paramédicos de la Cruz Roja y Cruz Verde, pero no localizaron a nadie que requiriera sus servicios.

 

La movilización fue tal, que la seguridad de la plaza comercial conminó a clientes de negocios, restaurantes y salas de cine a permanecer en el interior, ante el riesgo de una balacera en el estacionamiento.

 

Trascendió que entre los coches estacionados fue capturado por lo menos un sujeto de aproximadamente 25 años, mientras que otro logró escapar corriendo.

 

Mientras las autoridades revisaban las inmediaciones de la plaza comercial, se reportó que a unos 500 metros al sur había una persona herida.

 

Socorristas y policías llegaron hasta una sucursal de Telmex en la calle Doctor Francisco Rocha, casi esquina con Gonzalitos.

 

Allí, una mujer, guardia de seguridad, relató que repentinamente un joven brincó la reja principal y le pidió ayuda.

 

La empleada señaló que el sujeto se veía cansado y agitado, no observando que estuviera herido. La Policía revisó el lugar, pero no encontró a nadie.