15 de agosto de 2013 / 12:49 a.m.

Oaxaca • El próximo primero de septiembre se llevará a cabo en esta Ciudad la consulta que organiza el Partido de la Revolución Democrática (PRD) para definir su postura en contra de la reforma energética, presentada por el presidente Enrique Peña.

Los perredistas oaxaqueños contemplan instalar al menos 300 casillas en igual número de municipios con mayor población, estimando contar con una participación de poco más de 60 a 100 mil ciudadanos.

El presidente del Comité Ejecutivo del PRD en Oaxaca, Rey Morales, no descartó que luego de la consulta, se organicen protestas rumbo a la resistencia civil con marchas, incluso, tomas de oficinas y de carreteras, para reflejar su desacuerdo.

Dejo claro que al menos el partido del sol azteca, no traicionara, ni le dará la espalda a los mexicanos, por lo cual sostiene que encabezará una defensa férrea de la soberanía nacional y del control que debe mantener el Estado de sus hidrocarburos.

"Lo que está en el suelo y en subsuelo es de los mexicanos y no de los extranjeros, y son solo los mexicanos los que deben decidir sobre el futuro de sus recursos renovables y no renovables en materia energética".

Rey Morales Sánchez, señaló que su partido político defenderá la no privatización de Petróleos Mexicanos (Pemex), lo cual realizará con el respaldo que les proporcione la ciudadanía con su voto el día de la consulta.

Adelantó que en esta lucha están sumado desde las organizaciones sociales y sindicales, principalmente el magisterio de Oaxaca y su sección 22 que ya han empezado a dar la lucha nacional.

Morales, le pidió a su vez al gobernador de Oaxaca Gabino Cué, definir su postura en contra de la reforma energética privatizadora que propuso el presidente Enrique Peña, y sumarse a la lucha por la defensa de petróleo.

El jerarca perredista, calificó al presidente de México, Enrique Peña Nieto, como un "hipócrita y traidor" con el pueblo al reformar los Artículos 27 y 28 de la Constitución mexicana, mismos que establece a la fecha la prohibición de contratos y convenios con empresas particulares y extranjeras, expuso.

El gobierno federal emanado del PRI está escondiendo en piel de oveja al verdadero lobo con la reforma energética, pues la intención real del presidente Enrique Peña Nieto es privatizar PEMEX con argumentos históricos fuera de lugar, agregó Morales Sánchez.

Asimismo consideró como un engaño el discurso del Ejecutivo federal al retomar la imagen de Lázaro Cárdenas del Río para convencer al pueblo mexicano que dicha modificación constitucional está fundamentada, por lo que advirtió a los oaxaqueños no dejarse llevar por esta propaganda política que inició Peña Nieto.

En tanto, dijo que el Partido Acción Nacional (PAN) a nivel federal, presentan una posición similar a la del sol azteca respecto a la Reforma Energética, sin embargo, el mayor temor del PRD, es que estos cambien su posicionamiento para aliarse con el Partido Revolucionario Institucional (PRI) y se apruebe esta iniciativa de Ley.

OSCAR RODRÍGUEZ