7 de febrero de 2013 / 02:06 a.m.

Algunos de los temas que abordarán en dichas mesas son Asuntos Agropecuarios, Justicia, Asuntos Indígenas, Vendedores Ambulantes de la zona centro de Chihuahua y Deudores de Vivienda ante la Banca.

 Chihuahua • El gobernador de Chihuahua, César Duarte Jáquez y los líderes de campesinos que se manifiestan en la capital del estado, pactaron la conformación de cinco mesas de trabajo para tratar de solucionar los problemas agrarios que se padecen en esta entidad.

Durante la reunión que sostuvo con los manifestantes que tomaron las plazas Hidalgo y Mayor de esta ciudad, se acordó que las mesas de trabajo se instalarán en el Ejido Benito Juárez, así como en esta capital y en el municipio de Cuauhtémoc.

Los temas que serán analizados en cada mesa son: Asuntos Agropecuarios, Justicia, Asuntos Indígenas, Vendedores Ambulantes de la zona centro de Chihuahua y Deudores de Vivienda ante la Banca, entre otros importantes asuntos.

En cada uno de los temas, de manera especial, participarán los sacerdotes de esta entidad, Camilo Daniel y Javier Ávila, así como el obispo de Saltillo, Coahuila, José Raúl Vera López; el líder nacional de El Barzón, Alfonso Ramírez Cuellar.

Además, el secretario General de Gobierno, Raymundo Romero Maldonado y los activistas sociales Lucha Castro y Gabino Gómez; el dirigente local barzonista, Martín Solís, entre otros integrantes de varias organizaciones locales.

Duarte Jáquez convocó también a la Sagarpa, Conagua, Secretaría de Desarrollo Rural del Estado, Semarnat, Profepa, Junta Central de Agua y Saneamiento, CFE, PGR, Segob, Secretaría de Hacienda del Estado, Liconsa, Comisión Nacional Forestal.

Sedesol, Procuraduría Agraria de Chihuahua, Registro Agrario Nacional, Fideicomisos Instituidos en relación a la Agricultura FIRA, Secretaría de Desarrollo Social del Estado, Financiera Rural, Diconsa, Secretaría de Economía del Estado, Secretaría de Economía Federal, Apoyos y Servicios a la Comercialización Agropecuaria (Aserca).

Sin embargo, a pesar de estos acuerdos, un grupo de campesinos, al lomo de su cabello, intentaron entrar a las oficinas de la Conagua y de la presidencia municipal de la capital, de donde fueron ‘echados’ por la policía municipal.

Al respecto, el secretario General de Gobierno, Raymundo Romero Maldonado, dijo que el Gobierno de Chihuahua ratifica su disposición al diálogo, a pesar de los intentos de “algunos manifestantes” por violentar los acuerdos que fueron pactados.

“El Gobierno del Estado no caerá en provocaciones de ningún tipo y mantendrá sus puertas abiertas para que el diálogo prevalezca: Somos tolerantes, a pesar de acciones y amenazas que no abonan a la solución de los problemas”, dijo.

Añadió que hay un esfuerzo responsable y coordinado por parte de los tres niveles de Gobierno para atender sus demandas, tal como lo instruyó el gobernador César Duarte Jáquez, ya que la confrontación no es el camino para resolver los problemas, indicó.

JUAN JOSÉ GARCÍA AMARO