21 de noviembre de 2013 / 11:33 p.m.

Previo al inicio de la temporada NFL, San Francisco, Seattle y Nueva Orleáns eran los favoritos populares para representar a la Conferencia Nacional en el Super Bowl. Dos meses después, hay que agregar a Carolina a la lista de los candidatos.

Tras vencer a los 49ers y Patriots en semanas consecutivas, los Panthers hilaron su sexto triunfo en fila y su récord de 7-3 es ahora el tercero mejor de la NFC, sólo detrás de los Seahawks (10-1) y Saints (8-2), sus rivales en la División Sur.

El joven quarterback Cam Newton y una de las mejores defensivas de la liga son dos de las claves del éxito de Carolina.

En su campaña de novato, Newton —primera selección del draft de 2011_impuso un récord de la NFL al pasar para 4.051 yardas, con las que superó la marca de Peyton Manning (3.739 en 1998) para un quarterback de primer año. Newton sumó 35 touchdowns, con 21 por aire y 14 por carreras a las diagonales.

Sin embargo, Newton no pudo replicar esos números en 2012, cuando pasó para 3.869 yardas, con 19 touchdowns y 12 intercepciones, además de ser capturado en 36 ocasiones.

Pero más que sus números, se cuestionó su liderazgo, particularmente después de las derrotas.

Tras ese decepcionante 7-9 en 2012, el entrenador Ron Rivera tenía la obligación de llevar a Carolina a los playoffs para, según varios reportes, poder permanecer en el cargo. Un buen año de Newton era un requisito indispensable.

En la racha de seis triunfos, Newton (209 yardas por la vía aérea, tres touchdowns y otras 62 yardas por tierra ante Patriots) ha pasado para 1.294 yardas, 10 anotaciones y sólo tres intercepciones, con impresionante rating de 101.7.

"Lo que ha sido verdaderamente interesante es verlo crecer como jugador", dijo Rivera, tercer entrenador de origen latino en la historia de la NFL.

"Es fantástico ver crecer a Cam, verlo liderar este equipo", agregó el receptor Steve Smith.

Si Newton es el líder de la ofensiva, Luke Kuechly es su símil en la defensa. El linebacker, nombrado mejor novato defensivo en 2012, es la cara de una defensa que es primera en la NFL en cuanto a puntos permitidos por partido (13,5), tercera en yardas (294), tercera en yardas por tierra (84,5) y quinta por la vía aérea (209,5).

"Creo que (Kuechly) es el mejor linebacker de la NFL. Ese chico es único. Puede derribarte fácilmente. Puede encontrar el balón. Puede hacer coberturas de pase. No hay algo que no pueda hacer", comentó Jon Gruden, ex entrenador y ahora analista para la cadena ESPN.

Otras piezas clave de esta nueva dominante defensa en la NFL son el también linebacker Thomas Davis, el tackle novato Star Lotulelei y el ala Greg Hardy (seis capturas de quarterback en la campaña).

Los esquineros Robert Lester y Melvin White, los tackles Lotulelei y Kawann Short y el linebacker A.J. Klein son los cinco novatos que han visto acción esta campaña en la defensa de Panthers. El roster de Carolina (promedio de 26,9 años de edad) incluye 24 jugadores con tres o menos años de experiencia en la NFL.

"Hicimos muchas cosas buenas la semana pasada, pero hay muchas áreas en las que debemos mejorar", apuntó Rivera.

Si eso sucede, mucho cuidado con estos felinos salvajes.

AP