19 de marzo de 2013 / 08:51 p.m.

Margarita Arellanes, alcaldesa de Monterrey, aseguró que será durante su administración cuando este problema quede resuelto.

 

Monterrey • La alcaldesa de Monterrey reconoció que es un problema grave el que se registra en la carretera Nacional, al no existir ninguna vía alterna que permita a los automovilistas en uno u otro sentido buscar otra calle que los ayude a evitar los congestionamientos cuando se registra algún percance vial.

Margarita Arellanes señaló que se cuenta con un estudio sobre la zona y con lo que se tiene planeado, cuando se tengan los recursos, abrir una vía alterna que sería la avenida La Luz.

“Definitivamente allí urge una implementación de una solución vial, lo hemos estado trabajando con el secretario de Obras Públicas, ya hemos visto con algunos vecinos la urgencia de poder tener el par vial, allí actualmente nada más de la punta de la loma hacia el sur viven 90 mil personas, van a vivir más de 129 mil, esto equivale a más de la población del municipio de San Pedro y únicamente tienen tres carriles de salida y tres carriles de entrada, por eso es importantísimo y ya estamos viendo la viabilidad de poder habilitar el par vial”.

Las obras, según comentó, tendrían un costo de 350 millones de pesos, los cuales esperan sean por parte del Fondo Metropolitano y aseguró que será en esta administración cuando el problema quede resuelto.

Durante este día gran tráfico vehicular es el que se ha registrado sobre dicha rúa, debido a la falta de vías alternas en la zona.

CON INFORMACIÓN DE FRANCISCO ZÚÑIGA