5 de julio de 2013 / 12:43 a.m.

Monterrey.- • Las patrullas que compró el municipio de Monterrey costaron un 56 por ciento por encima de las que se compraron en el 2011, por lo que se debe explicar ese sobrecosto y el por qué se hizo con adjudicación directa, en vez de licitarla correctamente, advirtió el coordinador de los regidores priístas, Eugenio Montiel Amoroso.

Era demasiada prisa, dijo el edil, quien junto con la regidora Carlota Vargas se opusieron también al proyecto de unificar a la Policía Municipal y a Tránsito y Vialidad bajo el concepto de "Politrán".

Los dos regidores cuestionaron la compra de las unidades durante la sesión de cabildo, donde también se quejaron del viaje que hizo la alcaldesa para apoyar a los candidatos panistas en varias entidades, y en algunas de las cuales viajó en un jet privado, que luego ninguno acepto haber pagado, y por tanto, se puede presumir que hubo desvío de fondos.

Respecto a la compra de las patrullas, la licitación no fue ni limpia ni transparente, dijeron los regidores priistas durante la sesión de cabildo.

"No es posible que de un año a otro se haya incrementado el costo de las unidades en un 56 por ciento, si la inflación no fue de tanto en los dos años", mencionó el regidor Montiel Amoroso.

El costo de las unidades policiacas ascendió a 26.7 millones de pesos, gasto que consideró excesivo, pues apenas se adquirieron 37 patrullas.

Dos años antes resultaron mucho más baratas, dijo el edil al recodar que fue la anterior administración presidida por Fernando Larrazabal Bretón quien las adquirió.

Al criticar la nueva adquisición, el regidor Montiel Amoroso pidió que se haga público el estudio de mercado realizado para decidir la asignación de la compra como lo marca la ley.

La normativa indica que antes de adjudicar un contrato en forma directa, se debe hacer un estudio de mercado para determinar los costos.

Aclaró que no hay transparencia y es como el caso de los viajes que ha hecho la alcaldesa para apoyar a candidatos del PAN de otras entidades.

"Lo que necesitamos es comprobar que no hubo un desvío de recursos, más adelante cuando se termine ese periodo nos vamos a enterar por las revisiones en las cuentas".

Por otra parte, Montiel Amoroso y la regidora Carlota Vargas criticaron que se pretenda unificar las funciones de los elementos de Tránsito y de los policías.

"Con una problemática de más de 200 accidentes viales diarios, y una inseguridad y necesidad de vigilancia en la ciudad, lo que se requiere es aumentar el número de elementos de cada corporación", dijo la edil, de extracción priista.

Además, recordó que la policía municipal sólo vigila la mitad de la ciudad, pues el resto está a cargo del estado.

"No estaríamos de acuerdo en ese policía con pistola y libreta de multas, un tránsito con pistolas, porque eso es el concepto Politrán", dijo Vargas.

FRANCISCO ZÚÑIGA