6 de noviembre de 2013 / 03:56 p.m.

Evidentemente triste por no haber terminado con la sequía de 45 años de títulos, el técnico de Atlas, José Luis Mata, manifestó que los penales, instancia con la que se definió la final de la Copa MX se ganan con capacidad, y no por suerte como muchos lo creen.

El estratega de los Zorros lamentó las fallas de Matías Vuoso, Leandro Cufré y Lucas Ayala, pero aplaudió el coraje que mostraron sus pupilos durante los 90 minutos.

"Les decía a los muchachos que los penales eran de capacidad, no de suerte. El resultado final es doloroso, lo que fue el trayecto del partido lo considero muy bueno, una muy buena reacción del equipo al vernos dos veces abajo ante la capacidad que tiene el Morelia, es un contraste; quedamos dolidos por la tanda de penales.

"La verdad que uno pone la confianza en todos ellos (en los penales), son jugadores de calidad, que pueden ser la diferencia pero quienes juegan están expuestos a equivocarse", expresó.

Mata reconoció que la expulsión de Omar Bravo, en la recta final del primer tiempo y luego de acortar distancias, fue un factor importante en el resultado final.

"Desafortunadamente me perjudicó la salida de él (Omar Bravo), habíamos acortado en el marcador. Se empezó a desesperar y llegó tarde a la jugada, tenía una amarilla y no supimos capitalizar la superioridad numérica. Lo de Omar fue lamentable porque estábamos en superioridad numérica y ya los penales es parte del juego".

Y a pesar de que la noche de martes no pudieron levantar la Copa, misma que se les niega desde hace 45 años, el timonel rojinegro se dijo sumamente contento con la actitud y mentalidad que tuvieron ante las adversidades que sufrieron.

"Podría asegurar que dentro del campo nos olvidamos de los fantasmas del pasado, hacemos lo nuestro, queremos escribir una nueva historia, contribuir con nueva historia. Podríamos hablar de que nos pesó, pero creo que estuvo parejo el partido aunque regalamos dos goles al inicio".

Rigoberto Juárez