2 de diciembre de 2013 / 09:22 p.m.

Monterrey.- Durante mucho tiempo se les veía pasar juntos por las mismas calles de la colonia Bella Vista en Monterrey.

Un hombre de la tercera edad, atado de por vida a una silla de ruedas, siempre era acompañado de su inseparable amigo, un perro de la raza labrador.

Tanta era su cercania, que la mañana de este lunes, ambos fueron encontrados muertos sobre la avenida Bernardo Reyes en el cruce con la calle Anastacio Bustamante.

Cerca de las nueve de la mañana, una llamada de alerta fue recibida en las instalaciones de la Policía de Monterrey.

En ella se reportaba la presencia de un cuerpo tirado sobre la acera del lado poniente de esa avenida.

En cuestión de minutos al lugar llegaron dos unidades de policía, cuyos elementos confirmaron los hechos y solicitaron el apoyo de socorristas d ela Cruz Roja de Monterrey.

Los paramédicos le prestaron los primeros auxilios, pero el desconocido ya se encontraba sin vida.

El hombre de aproximadamente 70 años de edad, vestía un pantalón de mezclilla en color azul, una chamarra y traía barba.

Pero los paramédicos y policías se sorprendieron cuando un guardia de seguridad les informó que el perro que estaba cerca del cuerpo era propiedad del hoy occiso.

El animal de la raza labrador, estaba tirado a una distancia de cinco metros de él. Inexplicablemente, ambos murieron en el mismo lugar.

Los peritos de la Agencia Estatal de Investigaciones, no encontraron huellas de violencia en el hoy occiso, por lo que las causas de la muerte serán analizadas por los médicos forenses.

MARCIAL PASARÓN