19 de abril de 2013 / 08:57 p.m.

Guadalupe.-• Un supuesto delincuente murió y tres más fueron detenidos al enfrentarse a balazos contra policías de Guadalupe, momentos después de que robaran con violencia un auto de alquiler.

Tras el incidente, en el interior del taxi las autoridades encontraron tres fusiles "cuerno de chivo", cargadores abastecidos y teléfonos celulares.

La persecución y balacera culminó momentos después de las 14:00 horas en las calles Fresno y Sabino, justo donde colindan las colonias Valles de la Silla y 2 de Mayo.

Sobre la banqueta, afuera de un depósito, impactado contra una camioneta estacionada, quedó el vehículo Nissan Tsuru color verde, con placas de circulación 4865-MLD.

En ese sitio los elementos de la Policía Municipal detuvieron a cuatro sujetos de no más de 30 años de edad, uno de los cuales presentaba heridas de bala.

El lesionado recibió los primeros auxilios por parte de la Cruz Verde del municipio, pero falleció instantes después de ingresar al hospital Universitario.

Debido a que los turnó de inmediato ante la Agencia Estatal de Investigaciones, la autoridad preventiva no proporcionó la identidad de los presuntos delincuentes.

De forma extraoficial se supo que dichos sujetos se identificaron como integrantes de una célula del crimen organizado que opera en aquella zona.

Fuentes policiacas señalaron que poco antes de las 14:00 horas se reportó el robo con violencia de un automóvil tipo ecotaxi, sobre la avenida Eloy Cavazos cerca de los límites con Juárez, Nuevo León.

El hecho fue boletinado por radio a las patrullas de todas las zonas en Guadalupe, hasta que el coche fue visualizado por los policías.

Ellos le marcaron el alto al conductor, pero este aceleró y avanzó hacia el poniente por Eloy Cavazos, iniciando la persecución.

Acompañado de tres cómplices, el delincuente se internó en calles de la colonia 2 de Mayo, mientras más oficiales se unieron al operativo.

Finalmente el sujeto que iba al volante perdió el control y se estrellaron contra la banqueta y la camioneta estacionada, en el cruce referido.

Según los reportes, los cuatro ocupantes del Tsuru comenzaron a disparar y fue entonces que los uniformados repelieron la agresión.

Hirieron a uno de los desconocidos y lograron someter a los tres acompañantes, quienes quedaron bajo investigación a disposición de la Policía Ministerial.

Las autoridades se encontraban cuestionando a los involucrados, quienes presuntamente confesaron su participación en una serie de ilícitos para un grupo de la delincuencia organizada.

CON INFORMACIÓN DE MARCO ZAMORA