23 de agosto de 2013 / 11:43 a.m.

México • Elementos de la PGR localizaron restos de "más de cinco personas" en el rancho La Mesa, en Tlalmanalco, Estado de México, mientras buscaban una casa de seguridad donde se almacenaban armas.

 

Así lo señaló el titular de esa dependencia, Jesús Murillo Karam, quien dijo que la información que condujo al hallazgo derivó de trabajos de inteligencia del gobierno federal en busca de armamento, pero lo que encontraron fue una fosa clandestina.

 

Sin embargo, aclaró que hasta ayer no había elementos para suponer que los cuerpos sean de los 12 jóvenes desaparecidos en el bar Heaven el 26 de mayo.

 

También rechazó que haya detenidos por el operativo y mencionó que la pesquisa es responsabilidad de Renato Sales Heredia, subprocurador de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo.

 

"Hay el hallazgo, creo que de más de cinco cadáveres; todavía están buscando (restos), lo que no sabemos es quiénes son, apenas se están haciendo las pruebas de ADN y las formas de identificación, y no quiero generar ninguna expectativa inadecuada", dijo Murillo Karam.

 

"La casa (de seguridad) fue identificada por los servicios de inteligencia, pero todavía no sabemos quiénes son (las víctimas) y no hay ningún elemento en este momento para decir que son alguien o que pudieran no ser alguien; no lo sabemos", expresó.

 

Funcionarios de la dependencia indicaron en que los restos estaban apilados en la fosa, donde las autoridades periciales detectaron rastros de ácido. En el rancho, señalaron, había dos subametralladoras y dos personas, quienes declaran en calidad de testigos.

Indicaron que los restos pueden corresponder a otros casos y no precisamente a los jóvenes de Tepito. El asunto pasará a manos de la SEIDO.

 

Entrevistado al término de la firma del Convenio para la identificación de los restos hallados en Tamaulipas y Nuevo León con representantes de México y Centroamérica, Murillo Karam confirmó que en Tlalmanalco buscaban armas de fuego.

 

El titular de la PGR puntualizó que tomarán muestra de uno de esos restos "para eliminar la principal inquietud de todos ustedes (los medios) y de la mayor parte de que son lo que quieren que sean o que estamos pensando que pueden ser, entonces por lo menos (los resultados periciales) de uno pueden darse en 48 horas".

 

En tanto, Sales Heredia dijo que se solicitó la orden de cateo 333/2013 y, con apoyo en esa orden judicial, se hizo la investigación sobre las armas, pero descubrieron la fosa.

 

Antes, el procurador general de Justicia del DF, Rodolfo Ríos, declaró que en el rancho se localizaron siete cuerpos, pero no se pudo determinar si se trataba de los desaparecidos de Tepito.

 

Diez minutos antes de que el procurador local diera a conocer está información, la PGR emitió un comunicado en el que informó que no se podía precisar que los restos pertenecieran a las víctimas del Heaven.

 

La confusión surgió porque Ricardo Martínez Chávez, abogado de cinco familias de desparecidos, afirmó que en ese rancho se habían descubierto 13 cuerpos en dos fosas, y aseguró que se trataba de los jóvenes de Tepito.

 

"No se puede precisar en este momento el origen de los restos y cualquier información deberá contar con los elementos científicos probatorios que sustenten la identidad", advirtió la PGR.

 

Por su parte, Rodolfo Ríos dijo que era difícil identificar a las víctimas por su vestimenta o señas particulares por el estado de deterioro de los cuerpos.

 

"Vamos a esperar el resultado de la necropsia para que nos digan el cronos de la muerte, la causa y, por supuesto, el estado en que se encontraban. Tienen que ser los peritos y la necropsia los que nos indiquen esas condiciones", dijo.

 

El funcionario admitió que apenas fueron notificados, personal de la Fiscalía Antisecuestros del DF se trasladó hasta el rancho para tomar muestras de tejido, a fin de compararlas con el ADN aportado por los familiares de los jóvenes de Tepito.

 

También señaló que tenía conocimiento de dos personas detenidas, lugareños de la zona.Esta es la segunda ocasión que se detecta un cementerio clandestino en esa zona. Hace más de dos años se encontraron restos de ocho personas, identificadas como víctimas de la banda de secuestradores Los Aboytes.

 

Firman convenio sobre desaparecidos

La Procuraduría General de la República (PGR) firmó un convenio con representantes de comités de desaparecidos de México y Centroamérica, a quienes dará acceso directo a sus bases de datos forenses para tratar de identificar a nacionales y extranjeros que desparecieron en el país.

 

El procurador Jesús Murillo Karam mencionó que con esta medida se intenta resolver un problema, pero advirtió que no generarán expectativas falsas a las familias que buscan a sus parientes entre los desaparecidos de San Fernando, Tamaulipas, y Cadereyta, Nuevo León.

 

El funcionario federal comentó que los representes de los comités tendrán acceso a las bases de datos y dejó claro que los restos de personas desconocidas ya no serán cremados como ocurría antes porque no existía un protocolo de actuación.

 

Cuestionado sobre qué va a pasar con las autoridades pasadas que entregaron equivocadamente restos a otras familias o que ordenaron la incineración o inhumación en la fosa común, el procurador respondió:

 

"Con toda honestidad: hemos cambiado todos los protocolos para que esto no vuelva a suceder; hace unos meses firmamos el primer protocolo".

Con información de: Rubén Mosso, Leticia Fernández, José Antonio Belmont, Heriberto Santos y Lauro Galicia.