29 de enero de 2013 / 12:51 a.m.

La vocería de la universidad informó que un grupo de encapuchados con armas largas marcó el alto al autobús en el que viajaban los estudiantes y, una vez que se detuvo la unidad, subieron dos hombres armados y les quitaron sus pertenencias.

 Chihuahua • La Fiscalía General del Estado (FGE) pidió el apoyo de las autoridades estatales de Durango para detener a los integrantes del comando que atracó a un grupo de deportistas de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ), dijo César Duarte Jáquez, gobernador de Chihuahua.

Al ser entrevistado durante una gira de trabajo que realizó por esta frontera, manifestó que se mantiene en contacto con aquellas autoridades para pedirles que intervengan en este caso ocurrido la madrugada de este domingo en Cuencamé, Durango.

“Le hemos pedido al Gobierno de Durango que nos apoyen para que se esclarezca y se detenga a los responsables. Nos apena que nuestros campeones, nuestros deportistas hayan sufrido esta condición, desgraciadamente en Cuencamé”, expresó.

La vocería de la UACJ señaló que la madrugada de este domingo, a menos de 10 kilómetros al norte de la caseta de peaje, un grupo de encapuchados y con armas largas, le hizo el alto al autobús en que viajaban los deportistas hacia esta frontera.

Una vez que se paró la unidad, subieron dos hombres armados y el resto de los encapuchados rodearon el vehículo, mientras que los viajeros fueron obligados a que les entregaran sus pertenencias, como celulares, dinero, maletas, laptops, entre otros bienes.

Durante una media hora, más o menos, se indica, los 22 miembros de los equipos de básquetbol –varonil y femenil-, así como dos chóferes y los entrenadores, sufrieron las vejaciones de los delincuentes que operan en aquella región.

“El operador de nuestro camión trató de evitar un camión que fue atravesado por los agresores, los cuales, lo obligaron a hacer el alto”, dijo uno de los afectados, quien dijo que venían de tener tres encuentros en San Luis, Potosí, Querétaro y Zacatecas.

Sin presentar la denuncia correspondiente ante las autoridades duranguenses, la delegación deportiva se trasladó hacía esta entidad, donde fueron esperados a la entrada a Ciudad Juárez, por el rector, Ricardo Duarte Jáquez, hermano del mandatario.

JUAN JOSÉ GARCÍA