31 de diciembre de 2013 / 09:10 p.m.

Al reconocer que el 2013 no fue un año bueno en resultados, Jonathan Orozco señaló que los Rayados buscarán retomar el hambre de triunfo que lo llevó a ganar un título los últimos cinco años.

El portero del Monterrey pidió a los aficionados que se han mostrado inconformes la oportunidad de demostrar que el equipo puede volver a ser imbatible en casa, y a sumar puntos de visitante.

El guardameta rechazó que haya muerto la época dorada del club, con la salida del técnico, Víctor Manuel Vucetich.

"No lo veo como que murió, siento que se cerró un ciclo ganador, un ciclo bueno y no nos podemos quedar con eso, tampoco nos podemos quedar con lo malo porque después vamos a seguir en lo mismo", declaró Orozco.

"Como te digo, a partir de mañana es borrón y cuenta nueva, lo que venga tiene que ser bueno para el Monterrey, tiene que empezar desde la actitud, desde la mentalidad, desde las ganas, el deseo, necesitamos retomar esa hambre de ganar, esa hambre de ser campeones, de siempre estar en los primeros planos y no dejar ni un punto, ni en casa ni fuera".

-¿Qué le dices a los aficionados inconformes?

"La gente, es válido, también uno lo entiende porque no se han dado los resultados pero que sepan que vamos a dejar todo en la cancha para que vuelvan los resultados que los acostumbramos... que confíen, antes de criticarnos o que no estén con nosotros que nos den chance de demostrarles que vamos a trabajar de la mejor manera para darles alegrías".

Rayados despidió el año con un entrenamiento realizado bajo la lluvia. Este martes la práctica será vespertina.

TÓMAS VÍCTOR LÓPEZ