ROGELIO AGUSTÍN ESTEBAN
14 de junio de 2013 / 10:39 p.m.

Guerrero • El coordinador de los alcaldes del PRI, Mario Moreno Arcos, reconoció que los ayuntamientos que representa también tienen problemas por la delincuencia, aunque hasta el momento solo han registrado un atentado a balazos.

Moreno Arcos sostuvo que la única emboscada que se ha registrado en contra de un presidente municipal de filiación priista se vivió en Cocula, aunque el primer edil salió ileso a partir de la defensa que asumieron elementos de la Policía Preventiva.

"Hay problemas graves en algunos municipios, en otros la verdad no tanto, pero donde se ha generado algún problema hemos dialogado con los presidentes", asumió.

Comentó que la próxima semana, los 26 alcaldes del PRI sostendrán una reunión con el gobernador Ángel Aguirre Rivero, para dialogar con él directamente sobre los problemas que tienen, a partir de la actuación de grupos delictivos en sus demarcaciones.

Saludó el hecho de que el mando único policial ya esté en marcha en la región Norte de Guerrero, sobre todo en los municipios de Teloloapan, Apaxtla, Cuetzala del Progreso e Iguala de la Independencia, donde la administración estatal asumió el control de los órganos encargados de garantizar seguridad pública.

Lo ideal, de acuerdo al líder de los ediles priistas, es que el mando único entre en vigor en las siete regiones de la entidad, lo que ya fue avalado con la firma de todos los cabildos emanados del PRI.

Pese a que el acuerdo lo asumieron de manera colectiva, se pactó que tendrán que celebrarse convenios municipales para definir las particularidades de cada caso.

El primer edil de Chilpancingo asumió que el asunto ya fue planteado al secretario de Gobernación, Miguel Osorio Chong, quien también ve con simpatía la propuesta de encauzar el mando único.

Reconoció que hay algunos detalles en los municipios más pequeños, pero señaló que ninguno con el suficiente peso para detener las mejoras en materia de combate a la delincuencia.