7 de junio de 2013 / 02:16 a.m.

Guerrero • En su primera asamblea general, el Foro Permanente de Organizaciones Sociales solicitó la creación de una fiscalía especial para que investigue el crimen del ex presidente del Consejo Estatal del Café Francisco Piedragil Ayala, además de los tres activistas de la Unidad Popular asesinados en Iguala de la Independencia.

De crearse, la fiscalía propuesta por el FPOS tendría como tarea retomar la desaparición de los ecologistas de la sierra de Petatlán, Eva Alarcón Ortiz y Marcial Bautista Valle, quienes fueron víctimas de un secuestro el 8 de diciembre de 2011.

En la asamblea del FPOS participan más de 40 organizaciones de productores del campo, las que utilizaron el espacio para fijar postura en torno al asesinato de Arturo Hernández Cardina, Ángel Román Martínez y Rafael Banderas Román, los tres líderes de la UP plagiados el 30 de mayo y aparecidos muertos el 3 de junio.

En el evento, Carlos García Jiménez, coordinador del FPOS, tuvo el encargo de emitir un exhorto a la Procuraduría General de Justicia del Estado para que, en un lapso no mayor a 10 días, les informe los avances de las diligencias que ha realizado en el caso Piedragil Ayala, ex director del Cecafe, asesinado en noviembre de 2011.

García Jiménez lamentó que a más de un año del asesinato de Piedragil, la PGJE no dé muestras de avances concretos en las investigaciones.

Reprochó: "Con el cambio de gobierno nos dijeron que iban a retomar las investigaciones, pero para nosotros eso significa que no hay avance, que en los hechos no hay impartición de justicia ni persecución de delito".

Agregó que los ataques dirigidos contra líderes de organizaciones sociales, representan un llamado de alerta para las organizaciones sociales del estado, ya que se advierte una tendencia muy clara a disminuir su movilidad en las siete regiones.

Bajo esa consideración, señaló que si en 10 días la PGJE no informa sobre avances sustanciales de las investigaciones, las organizaciones aglutinadas en el FPOS impulsarán acciones de presión en diferentes ciudades.

"Ya tenemos pensadas varias acciones, entre ellas algunas marchas, la toma simbólica de la PGJE y otras, porque es que esto no puede continuar así".

De ahí la importancia de crear una fiscalía especializada para indagar sobre estos casos y garantizar así el acceso a la justicia para las familias afectadas.

ROGELIO AGUSTÍN ESTEBAN