18 de diciembre de 2013 / 03:14 a.m.

Monterrey.- En la víspera de la aprobación del presupuesto 2014 en comisiones, el gobierno estatal advirtió que se encuentra dispuesto a aceptar resignaciones por parte de los diputados locales, siempre y cuando no afecten programas estratégicos.

Jorge Domene Zambrano, titular de la Oficina de la Gubernatura, indicó que no es posible definir con precisión las partes del paquete susceptibles a la tijera legislativa, por lo que vigilarán de cerca lo que se acuerde en el Congreso local.

"Depende de que estemos hablando, no podemos trazar una línea que sí o que no, si lo que se propone realmente pone en riesgo alguna situación de operatividad del municipio, del mismo Estado para poder tener en su momento esa discusión.

¿Para ustedes que sería lo reductible?

"Pues no tengo el dato, simplemente entraremos pendientes de ver que es lo que van a proponer", refirió.

No obstante, el funcionario defendió el presupuesto entregado el pasado 20 de noviembre a la consideración de los diputados locales y afirmó que hasta el momento no se ha negociado ninguna modificación al mismo.

"Nosotros hicimos una propuesta que sabemos que está ahorita en discusión en las comisiones, pero no ha habido una situación que el Gobierno del Estado esté negociando algo diferente a lo que se presentó", dijo.

Aunque se le insistió en que siempre existe un margen de maniobra para que los diputados realicen modificaciones, el titular de la Oficina de la Gubernatura se mantuvo en lo dicho y acotó en que estarán atentos a las posibles modificaciones legislativas.

Luis García