15 de junio de 2013 / 05:10 p.m.

Tres pilotos españoles fueron hoy los más rápidos en las tres categorías del Mundial de Motociclismo en el Gran Premio de Cataluña, y dos de ellos, además, lograron pulverizar el récord del trazado barcelonés.

Dani Pedrosa (Repsol Honda) logró su segunda 'pole' consecutiva en MotoGP con un tiempo de 1:40.893, rebajando en más de tres décimas el récord del australiano Casey Stoner, vigente desde 2008 y que esta tarde ha pasado a la historia.

Por su parte, Luis Salom (Red Bull KTM) fue el más rápido en Moto3, con una récord aun más estratosférico que el de Pedrosa, al firmar un registro de 1:50.782 y rebajar nada menos que un 1,2 segundos el conseguido por su compatriota Maverick Viñales el año pasado.

En Moto2 no hubo vuelta rápida -sigue en poder de Marc Márquez desde 2012- pero Pol Espargaró volvió a saborear lo que es una 'pole'. El piloto de Granollers -su casa está a escasos kilómetros del circuito- no la conseguía desde el Gran Premio de Catar, en la primera prueba de la temporada.

Fue una jornada marcada por el intenso calor y que resultó inesperadamente complicado para algunos pilotos. Por ejemplo, para el bicampeón mundial Jorge Lorenzo.

Lorenzo se cayó en los primeros entrenamientos libres de la mañana y en la calificación tuvo un problema con el embrague que le obligó a cambiar su Yamaha.

Al final de la sesión, el británico Cal Crutchlow y su Yamaha no oficial arrebataron al español la segunda posición, y Lorenzo tuvo que conformarse con la tercera plaza, que le asegura, al menos, partir desde la primera línea de parrilla mañana.

Peor le fueron las cosas a su compatriota Marc Márquez (Repsol Honda), que calificó sexto, justo por delante de la Yamaha de Valentino Rossi, y saldrá desde la segunda línea de la parrilla. Al piloto de Cervera, casi siempre sonriente, no se le vio nada contento de regreso al box tras finalizar la tanda.

También fue un día complicado para el líder de Moto3, el español Maverick Viñales, quien se fue al suelo mientras peleaba por la 'pole' y que, tras recuperarse, no pudo rodar los diez últimos minutos de la tanda clasificatoria al romper el motor de su KTM.

Con todo, Viñales al final acabó con el quinto mejor tiempo, y saldrá por detrás de sus dos rivales directos por el título: Luis Salom, muy sólido durante todos los entrenamientos y el más rápido esta tarde, y Alex Rins, que ha sido segundo.

Para el español Nico Terol, las cosas aún han ido peor en Moto2. El alicantino y Pol Espargaró tenían que bordarlo este fin de semana si no querían que lo del británico Scott Redding esta temporada se convierta en un paseo triunfal.

Pero mientras que Espargaró recuperaba sensaciones con su segunda 'pole' de la temporada, a Terol le ha pasado justo lo contrario. Incómodo encima de la moto durante toda la jornada, ha acabado vigésimo en la calificación y mañana le tocará remontar en carrera.

Agencias