25 de julio de 2013 / 03:15 p.m.

El director ejecutivo de la liga Premier, Richard Scudamore, está preocupado porque la opinión empieza inclinarse para realizar el Mundial de 2022 en el invierno en vez del verano.

Scudamore se opone al cambio por el impacto que tendría sobre las ligas europeas, y ahora expresó preocupación porque el presidente de la FIFA, Joseph Blatter, favoreció disputar el torneo en invierno.

"A fin de cuentas, la FIFA decidirá, entonces por supuesto que estoy preocupado", dijo Scudamore el jueves en Hong Kong. "No somos tontos, no somos estúpidos. Podemos ver que así se inclina la balanza".

Blatter dijo la semana pasada que le pedirá al comité ejecutivo de la FIFA que contemple la posibilidad de cambiar el Mundial a los meses de invierno, para evitar el calor del verano en Catar.

La preocupación sobre el calor estaba en el informe oficial que se analizó antes de la votación, pero el comité ejecutivo de la FIFA de todas formas decidió otorgarle a Catar la sede en 2010. Las temperaturas allí en el verano alcanzan los 50 grados Centígrado.

La candidatura de Catar propuso construir estadios con aire acondicionado, pero la tecnología sólo resuelve el problema en esas instalaciones. Blatter expresó preocupación por "nuestros socios comerciales y de televisión".

Scudamore indicó que seguirá oponiéndose a la propuesta de cambiar la fecha, al señalar que la FIFA aceptó la candidatura para un torneo en el verano, y advirtió que cualquier cambio ocasionará caos en las ligas.

"No pueden decidir simplemente cambiarlo por seis meses", señaló. "Todos tenemos itinerarios muy estrictos. Es muy impráctico cambiarlo todo de repente, y desde mi punto de vista, eso no funcionará y no se debe permitir".

Ap