21 de abril de 2013 / 02:52 a.m.

Ante la posibilidad de que la presión del suministro del agua pudiera reducirse para hacer eficiente el consumo del vital líquido, el alcalde de Santa Catarina, Víctor Manuel Pérez Díaz, declaró que preparan una estrategia de abasto para algunas colonias de su municipio.

El alcalde comentó que, de reducirse la presión, al menos 20 o 30 colonias que se encuentran en las faldas del cerro de las Mitras o de la Sierra Madre se verían afectadas al no subir el agua, por lo que deberá tener listas pipas para dotar a esos vecinos de agua.

“La otra parte, la otra estrategia es prepararnos a ver quién nos puede dotar a nosotros de agua a tener las suficientes gestiones para tener pipas, en un momento dado que la presión del agua baje, las colonias que viven arriba en el cerro de las Mitras, en la Sierra Madre, posiblemente no llegue, tenemos registradas alrededor de entre 20 y 30 colonias donde se pudiera sufrir de alguna ausencia del agua si baja la presión, entonces estamos preparándonos para servirles.

“Pipas, agua, pozos y hacer las gestiones con la gente que tenga registrados sus pozos para poderle llevar el vital líquido a la gente que lo necesite”, declaró.

Pérez Díaz comentó que, además, algunos habitantes de Santa Catarina, principalmente que habitan hacia el interior de la Sierra Madre, no han recibido beneficios del programa estatal y el federal de apoyos por la sequía.

Ante esa situación, anunció una visita a esa región para trasladarles pipas con agua y reparto de despensas.

Comentó que la visita se realizará el martes a comunidades ubicadas dentro de la Huasteca como El Pajonal, el Tunalillo y otras comunidades de la sierra alta, donde entregarán ayuda diversa.

“Ya hubo dos recorridos que hizo personal de la Secretaría de Desarrollo Social del municipio, sabemos cuál es la necesidad, tenemos la necesidad de agua, de alimentos, de enseres domésticos, de algunas otras cosas de uso personal, que por la sequía y por la situación de que no se generan ingresos, obviamente la gente está cayendo en otras necesidades que no solamente son del agua”, comentó.

“Posteriormente, a que acudamos a la sierra vamos a elaborar una serie de peticiones a la autoridad federal y a la autoridad estatal también para participar de los recursos que se van a canalizar hacia el estado para combatir la sequía. Hasta ahorita (no ha llegado nada de dinero), nosotros en lo que estamos es en la etapa de registro, de saber qué se ofrece en la Huasteca para estar muy certeros en lo que vamos a pedir. Obviamente, legitimar y comprobar la necesidad que existe”.

Ricardo Alanís