29 de diciembre de 2013 / 02:55 a.m.

Los Tigres derrotaron 3-1 al Santos Laguna en el partido de presentación ante sus aficionados previo al Clausura 2014, que además contribuyó a recaudar más de 5 mil juguetes que serán destinados a instituciones de beneficencia.

Los goles fueron de Damián Alvarez, Juninho de tiro penal y Alan Pulido. Por Santos había empatado 1-1 Alonso Escoboza.

Bajo una temperatura fría que rondó los 8 grados centígrados, la gente salió contenta con el saldo arrojado en el único ensayo, frente a un sinodal que también puede ser considerado para ser contendiente el siguiente torneo corto.

Como se esperaba, Darío Burbano e Iván Estrada no aparecieron en el cuadro titular, al tener apenas una semana de trabajo con el equipo.

Los Tigres mantuvieron el esquema de siempre, con su habitual línea de cuatro zagueros, con Pepe Rivas haciendo pareja en la central con Juninho, Jesús Dueñas por derecha y Jorge Torres Nilo por izquierda.

Guido Pizarra formó la doble contención con Carlos Salcido; con Juninho por derecha, Damián por izquierda; Lucas Lobos como enganche y Alan Pulido en punta.

Para el arranque del segundo tiempo ingresaron Burbano, “El Gutty” y Edgar Pacheco pero se mantuvo la misma idea, con Salcido reacomodado en la central, y Dueñas en la contención.

Conforme a su estilo, el equipo de Ricardo Ferretti buscó mantener la posesión del balón, acompañarse y llegar con jugadas elaboradas al arco contrario.

Un tiro de media distancia de Salcido alcanzó a tocar el travesaño para despertar en el minuto 7 el primer aplauso de la tribuna.

En el primer gol, Damián Alvarez ejecutó una de sus clásicas jugadas por izquierda, se escapó a la marca de José Javier Abella y Mauro Cejas y empalmó de derecha al ángulo para desatar la algarabía de los fanáticos al 44”.

SEGUNDO TIEMPO

En el arranque de la parte complementaria, Jesús Dueñas robo un balón en media cancha y cedió largo para Burbano, el colombiano recortó al centro y su tiro se fue por encima.

El equipo de Torreón empató luego de un primer aviso en el que Osmar Mares realizó una pared con Oribe pero Salcido hizo la cobertura barriendo a tiempo.

En el 61”, un pase filtrado para Alonso Escoboza dejó sólo al seleccionado mexicano después que Juninho barrió  no alcanzó a “cortar” la trayectoria; Escoboza fusiló a Palos para el 1-1.

El partido se desdibujo cuando Santos se quedó con 10 hombres al 62”, al ser expulsado el uruguayo Ribair Rodríguez con roja directa por una falta sobre Dueñas en media cancha, apenas a 17 minutos de haber entrado al juego.

Alan Pulido volvió a ser factor a favor de Tigres al provocar un penal en el 69” luego de romper la línea defensiva y sacar a Oswaldo, quien le cometió la falta. Juninho cobró para el 2-1.

Sobre el final, Pulido recibió un pase con ventaja, sacó a Oswaldo  simplemente la firmó ante los reclamos del portero que pedía un fuera de lugar.

Aunque se trató sólo de un partido amistoso, los cánticos en la tribuna y el ambiente de fiesta reflejan que los seguidores de Tigres tienen la expectativa de que el equipo de la UANL será un serio aspirante al título la temporada que arranca el siguiente fin de semana.