19 de julio de 2013 / 12:38 a.m.

Monterrey • Más de la mitad de los padres sentenciados por un juez a pagar manutención alimentaria a sus hijos no cumplen el mandato judicial, por lo que es tiempo de crear mecanismos de persuasión, como lo puede ser un crédito fiscal para que el Estado les embargue bienes que sirvan para pagar ese adeudo, recomendó la presidenta del Tribunal Superior de Justicia, Graciela Buchanan Ortega.

El Estado debe crear los mecanismos que permitan obligar a cumplir la responsabilidad parental, sobre todo en casos de parejas separadas, y sancionar a quien no lo haga, para garantizar un buen desarrollo social de los hijos.

"Un mecanismo que podría ser una solución, que sea como un crédito fiscal, así como se hace en Texas, si debes alimentos, si no pagas, entonces te va a ir a requerir Hacienda, y te va a embargar y te va a quitar tus cosas, porque el Estado debe cumplir por ti", dijo la magistrada.

Al mismo tiempo, se deben crear otras fórmulas adicionales para evitar este tipo de evasión.

La propuesta para las reformas de ley que permitan estas medidas, puede presentarlas tanto el Poder Legislativo como el Poder Ejecutivo, pero aunque lo ha mencionado en otras ocasiones, no ha tenido eco.

Esta protección para los niños por parte del sistema es importante, ya que el Artículo 4 Constitucional advierte que en estos casos hay corresponsabilidad del Estado en la manutención de los menores de edad.

"Debemos generar reformas estructurales, porque hay una corresponsabilidad del Estado. En el Cuarto Constitucional, que dice que todos los niños tienen derecho a una educación, a una alimentación, y que el Estado será corresponsable".

"¿Qué sucede, si por ejemplo, un día alguien demanda al Estado, porque el niño no tiene alimentos?, es corresponsable, y ¿qué tienes que hacer?, crear los mecanismos", señaló Graciela Buchanan.

Esto implica reformas a las leyes, que endurezcan las sanciones, aunque cuidando de no mandar a los padres irresponsables o negligentes a la cárcel, porque entonces, menos se encargarían de la manutención de sus hijos.

"Esta disgregación familiar, y la negligencia de los padres repercute en fenómenos sociales que han agravado la situación, y alimenta a la delincuencia de todo tipo".

"No es suficiente lo que se ha hecho, somos un país, donde la responsabilidad parental es muy baja en muchas de las gentes, si vemos la cantidad de mujeres que tienen que seguir solas manteniendo a sus hijos, cuando no los procrearon solas", enfatizó la jurista.

Asimismo, debe de implementarse un equilibrio en el rol parental, para que los niños tengan acceso no sólo a una mejor educación, sino a una mejor forma de vida.

FRANCISCO ZÚÑIGA ESQUIVEL