DAVID MONROY/ CORRESPONSAL
2 de mayo de 2013 / 10:45 p.m.

Cuernavaca • El Partido Nueva Alianza (PANAL) en el Congreso de estado, propuso una nueva redistritación electoral con el fin de lograr “equidad en la representación popular”, misma que de 1993 a la fecha ha sufrido dos modificaciones que han concluido con el aumento de diputados uninomilaes y plurinominales.

Erika Hernández Gordillo, legisladora del PANAl y sobrina de la ex dirigente magisterial, Elba Esther Gordillo, incluyó en su propuesta de redistritación adicional dos modificaciones a la Constitución local con el propósito de que sea la legislación estatal la que tenga plena libertad para “ajustar” la representacion popular en el Congreso del estado, con base en los criterior de equidad e igualdad el el número de ciudadanos representados.

Hasta 1991, el Congreso del estado de Morelos estaba integrado por doce diputados locales de mayoría y tres de representacion proporcional, sin embargo, debido a una modificación constitucvional impulsada por el ex gobernador, Antonio Riva Palacio López, esa representación se incrementó hasta 30 diputados: 18 de mayoría y 12 de representación proporcional. El espíritu de la reforma de entonces obedecía a criterios estrcitamente poblacionales.

Sin embargo, la propuesta de Hernández Gordillo no sólo busca “acomodar” la representación al tema poblacional, sino equilibrar los distritos en cuanto al número de habitantes. Así, los diputados tendrían casi la misma cantidad de representados, explicó al hacer su presentación de su iniciativa.

Recordó que “para el año de 1996, después del Censo de Población de 1995, éramos un poco más de un millón cuatrocientos mil personas (habitantes de Morelos), y en ese entonces ya se contaba con 30 diputados, distribuidos en 18 distritos electorales uninominales”.

Empero, “pasados 14 años y según los resultados del último Censo realizado en el país, Morelos cuenta ya con un millón setecientos sesenta y siete mil doscientos veintisiete personas y aún se sigue dividiendo en 18 distritos electorales uninominales”.

Dijo que es por ello que “estando conscientes del crecimiento poblacional que ha tenido Morelos en los últimos años, es necesario que se hagan las adecuaciones pertinentes para que en nuestro estado exista la representatividad correcta y completa.

Señaló que “en algunos distritos electorales podrían existir más ciudadanos o bien pudieran ser menos y al momento de llevar a cabo los comicios estatales no habría equidad de votos”.

Por ello debe realizarse una redistritación “aunque lo anterior implique que este Congreso pueda aumentar en su número de legisladores o si es el caso, disminuya. Pero de ser así, estaremos conscientes de que no dejaremos de representar a ningún habitantes morelense, atendiendo siempre a la proporcionalidad de la población que se encuentra en nuestro estado”, indicó la legisladora.

Con respecto a las modificaciones constitucionales planteadas, el PANAL busca “establecer la facultad de este Congreso para aprobar la propuesta de redistribución o actualización de los distritos electorales”, y que además “sea un mandato constitucional el que dicho análisis de redistribución sea basado en el último Censo General de Población”.

De la misma forma, en su segunda propuesta de modficiación constitucional, propone que a trav´s del Código Electoral Estatal, el estado pueda realizar “los estudios necesarios para la redistribución de los distritos electorales y que siempre sea bajo la premisa de utilizar los resultados del último Censo de Población”.

Destacó que estas propuestas ya son una realidad en estados como Aguascalientes, Baja California Sur, Campeche, Chihuahua, Estado de México, Jalisco, Michoacán, Nuevo León, Puebla, Sinaloa, Tlaxcala, Veracruz y Zacatecas, y advirtió que “los sistemas modernos se apoyan con reglas claras y uniformes