12 de febrero de 2013 / 03:11 a.m.

Fue hace cinco meses cuando Anita Urbina Alvarado fue recluida en el penal del Topo Chico, en donde es acusada de un delito en el cual presuntamente no participó.

 Monterrey.- • Miembros de Frente Nuevo León y Colegio de Enfermeras realizaron una protesta frente al Hospital Christus Muguerza con el fin de exigir el apoyo hacia una enfermera acusada de una negligencia cometida hace alrededor de 15 años.

Anita Urbina Alvarado fue acusada por un delito marcado por la ley como no grave luego de que en 1998 una joven menor de edad sufriera estragos en una operación.

Durante este hecho, la familia Fisher Garza presentó una demanda contra el personal del hospital en el cual se encontraban involucrados el neurocirujano, Hernán Campa y la anestesióloga, Roxana Hoyos, mismos que se deslindaron de cualquier responsabilidad.

Fue en el 2009 cuando se procedió con el caso culminando el pasado 2012 cuando se realizó la detención de Urbina Alvarado por parte de los elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones, por lo que fue trasladada hacia el penal del Topo Chico donde lleva alrededor de cinco meses recluida.

Ante esto, familiares, amigos y compañeros exigen al hospital, en donde laboró días antes de su detención, el apoyo de una fianza que podría rebasar el millón de pesos, así lo señaló Gregorio Martínez Rivera, abogado de la acusada.

Los allegados a la acusada presentaron una denuncia ante la Comisión Estatal de Arbitraje Médico, señalando el despido injusto de la enfermera por parte del hospital.

CON INFORMACIÓN DE AGUSTÍN MARTÍNEZ