6 de enero de 2013 / 11:09 p.m.

A muy poco le sabe al argentino Martín Bravo, delantero de Pumas, el empate a un gol conseguido esta tarde con Atlas, pero tampoco representa un mal comienzo en el Clausura 2013 de la Liga MX.

"(El empate nos sabe) a muy poco, en casa necesitamos ganar los tres puntos, al fin y al cabo el resultado no es el deseado y hay que pensar en trabajar muy duro y buscar la victoria el próximo fin de semana".

"Tampoco es malo el comienzo, siempre sumar es bueno, es preferible que perder, no nos deja conformes pero, bueno, es un punto, ahora hay que buscar la victoria en Querétaro para que valga este punto", añadió.

Bravo consideró que el dejar de tener la pelota les pesó mucho, sobre todo en el segundo tiempo que Atlas, por su necesidad de buscar el resultado, los presionó y más adelante logró el tanto de la igualada.

"Creo que por ahí hicimos un buen desgaste en el primer tiempo, en el segundo pensamos en tener la pelota, manejar el partido y Atlas, por necesidad de buscar el resultado, comenzó a presionar".

"Es virtud de ellos, nosotros dejamos de hacer la presión que teníamos y eso nos pesó bastante, tuvimos para aumentar el marcador pero no se nos dio; si a lo mejor metemos una, el partido hubiera sido otra cosa".

Por su parte, el delantero Eduardo Herrera dijo que ante la falta de contundencia que volvió a mostrar el equipo no es "para darnos de latigazos", porque el equipo generó llegada al marco enemigo, pero el arquero atlista tuvo una muy buena tarde.

"El equipo estuvo generando oportunidades, estábamos teniendo muy buena posesión de balón en el primer tiempo, en el segundo nos costó mucho, nos desesperamos y empezamos a entregar el balón y ahí perdimos la contundencia".

"No cayeron los goles pero también no podemos darnos de latigazos en ese tema porque se llegó bien, se disparó a la portería pero Pinto salió en buen día, así pasa en los partidos", añadió el jugador, a quien el empate le dejó "un mal sabor de boca".

Notimex