4 de abril de 2013 / 08:39 p.m.

Sabedor de que fue perjudicado, el Barcelona no se quedó callado y envió una carta a la UEFA para quejarse del arbitraje durante el partido de "ida" de los cuartos de final de la Champions contra el Paris Saint Germain.

El portavoz del cuadro catalán, Toni Freixa, explicó el porqué de la carta al organismo europeo: "Hemos enviado un escrito a la UEFA transmitiendo nuestro malestar por una serie de hechos que sucedieron en París" con el silbante alemán Wolfang Stark.

En concreto, Freixa y el Barcelona se quejaron de una acción del partido del martes anterior en la que Jordi Alba y el argentino Javier Mascherano se quedaron lesionados en el campo, tras un choque, y el partido continuó y en la jugada siguiente el sueco Zlatan Ibrahimovic casi anota.

También, el malestar del equipo español fue por el gol en contra que significó el 1-1, cuando Ibrahimovic remató en claro fuera de lugar. Al final el cotejo terminó empatado a dos tantos.

El portavoz aclaró que la queja más que nada se debe a la falta de conocimiento de Stark del reglamento, una vez que no detuvo el juego cuando era necesario.

"No estamos juzgando el trabajo arbitral, sino que un árbitro debe conocer la ley y el reglamento para aplicarlo. Y lo que esperamos es que no vuelva a suceder, obviamente. Y creemos que el criterio de la UEFA coincidirá con el nuestro".

Toni Freixa, en declaraciones al diario AS lamentó que cinco silbantes no hayan visto el fuera de lugar de "Ibra" en el Parque de los Príncipes, aunque desde un principio el Barcelona siempre tiene la idea de que ser árbitro siempre es complicado.

"Creo que esto es una circunstancia que todo el mundo puede ver. Ya contábamos con que arbitrar es muy difícil y se pueden producir errores. Es muy difícil que lo vea. Así se pone de manifiesto. Cinco árbitros para ver un fuera de juego de dos metros se supone. Más trascendente para el resultado fue lo de Ibrahimovic.

"Debe ser difícil apreciarlo y como en el fútbol ocurren circunstancias como éstas, por eso denunciamos una circunstancia grave porque no se aplica una norma. O bien no la conoce o voluntariamente decide no aplicarla", concluyó.

Notimex