9 de julio de 2013 / 06:56 p.m.

Acapulco • Restauranteros en Acapulco advirtieron la quiebra masiva de sus negocios por la competencia de las tiendas de autoservicio al ofrecer alimentos preparados a bajo costo.

El dirigente de la Asociación de Restauranteros Unidos de Acapulco (RUA), Javier Reynada Carbajal, informo que durante los primeros seis meses del presente año cerraron sus cortinas 80 restaurantes que se encuentran ubicados a lo largo de la franja de la Costera Miguel Alemán.

"Nos han pegado en diferentes partes de la costera más que nada en la parte del Acapulco tradicional, tenemos más o menos de cierres de negocios ya ahorita como estamos viendo, son diferentes asociaciones pero nos damos cuenta como están manejándose ya que no tienen ni para la renta ni para sacar los insumos.

"Entonces, pues hicimos un recuento apenas, en el área de caleta hasta esta área (del Acapulco Dorado), llevamos 80 negocios cerrados, entonces todo eso es preocupante", dijo Reynada Carbajal.

El representante de los restauranteros de Acapulco, denunció que ahora las grandes cadenas de autoservicio no solo ofertan comida preparada al interior de sus establecimientos, sino que también están ofreciendo "el asado gratis de la carne", siempre y cuando sea adquirida con ellos mismos.

"Lo que si vemos que si les está pegando a muchos restaurantes de la costera que es donde se encuentran esas tiendas que están dando de gratis los asados.

"Por otro lado vemos que todo esto ha llegado a que la mayoría de la gente agarra y asan su carne ahí y se las llevan a comer a los negocios enfrente, entonces no se vale, porque esa competencia desleal pues si nos afecta", reprochó.

Reynada Carbajal, líder de los restauranteros, advirtió que buscaran la intervención de la autoridad municipal, para que a través de sus direcciones de Reglamentos y Espectáculos, verifiquen si esas tiendas comerciales cuentan con las licencias de funcionamiento para la venta de alimentos.

Además también pedirán que la dirección de Vía Pública, inspeccione porque obstruyen parte de la banqueta para asar la carne, cuando a los restaurantes no los dejan ni si quiera colocar un anuncio semifijo, reclamó.

JAVIER TRUJILLO