13 de octubre de 2013 / 08:02 p.m.

Con base en una sustancial mejoría en su funcionamiento, Guadalajara intentará cerrar con triunfos la recta final del Torneo Apertura 2013 de la Liga MX, y así dar un poco de decoro a su ya fracasada campaña.

"Tenemos que pensar en cerrar muy bien este torneo, va a ser vital poder terminar con victorias", señaló el delantero de Chivas Rafael Márquez Lugo.

Triunfos es lo que necesita el "Rebaño Sagrado" porque lo demás no sirve de nada, como lo establece el portero Luis Ernesto Michel, quien reconoció que ofrecer "disculpas (por la mala campaña), no le va a la gente, que sólo quiere que ganemos. Ya no tenemos argumentos qué decirle a la afición".

Chivas es el segundo peor equipo de la campaña, apenas por encima de Pumas de la UNAM, al llevar un triunfo, cinco empates y seis derrotas, 12 goles anotados y 12 en contra para ocho puntos.

Si bien viene de perder el clásico nacional ante América, por 2-0, los analistas le dieron buena calificación al funcionamiento del conjunto rojiblanco, en especial al trabajo del entrenador Juan Carlos Ortega, quien de a poco logra un rendimiento del plantel que cada vez se acerca a la regularidad y a la victoria permanente.

Sin embargo, con tres derrotas y cuatro empates, y aunque gane los cuatro juegos que están en la recta final de la campaña, es obvio que será analizado su trabajo por la directiva, en la que el holandés Dennis te Kloese, presidente deportivo, también se siente en la cuerda floja.

Después de la semana de descanso por los partidos de clasificación mundialista de la selección mexicana, tanto Chivas como los demás equipo vuelven a la competencia, y el próximo 19 de octubre será anfitrión ante Pachuca, que también queda a deber.

Además de volver al protagonismo, a Chivas le urge retomar la senda del triunfo y sumar puntos, de lo contrario, el segundo equipo más popular del futbol mexicano descendería de la Primera División al final del Torneo Clausura 2014.

Para este descenso parecería hace falta mucho tiempo, pero en el tobogán en que se encuentra es muy posible.

Notimex