Zyntia Vanegas 
26 de julio de 2013 / 09:55 p.m.

Santiago  • Una hermosa postal regala el paraje turístico conocido como la Cola de Caballo, ubicado a 40 minutos de Monterrey.

Un kilómetro y medio es el tramo que se puede recorrer caminando, en caballo o en carreta para llegar hasta esa vista espectacular, donde a nivel del barandal se puede sentir la brisa del agua y disfrutar de la visita.

Aunque en esta época de vacaciones, los visitantes encontrarán algunas zonas en reparación, ya que desde la entrada de parque más de una decena de trabajadores se encuentran instalando el piso del camino por donde transitan las carretas, mientras algunos metros adelante, otro grupo de trabajadores pinta el barandal.

Asimismo, en un área cercana a los escalones, donde anteriormente se encontraba un mecate que dividía los carriles de carretas y de peatones, se están colocando algunos barrotes para que brinden la misma función.

A un costado de la cola de caballo, un área de locales se está reparando para que los visitantes tengan un techo, y un lugar donde puedan descansar y comer.

Los empleados señalaron que los trabajos iniciaron el mes de marzo y requieren dos o tres meses más para quedar finalizados.

Mencionaron que también se contempla ampliar el pequeño puente, ubicado frente a los baños, el cual podría tardar algunos meses más.

Los trabajadores indicaron que estas acciones no afectarán las actividades normales del lugar, sólo las áreas en reparación se encuentran debidamente señaladas.

La entrada para adultos al parque tiene un costo de 40 pesos y para niños, de 20 pesos, las personas que desean subir en caballo pueden pagar 20, mientras que la renta de una carreta tiene el precio de 30 pesos.